Mi?rcoles, 06 de diciembre de 2006
Astillero
Julio Hern?ndez L?pez
La (A) cu?a
? Mensajes de Bucareli
? Microquinazo ignorante
? Ilegalidades, d?a a d?a


Para quinazo fue muy chiquito y para acu?azo result? proporcionalmente opaco (pa' que el Acu?a apriete ha de ser del mismo Paco: breviario por cortes?a del toletif?lico licenciado Ram?rez). Golpe nocturno traicionero para advertir a cualquier convocado a negociaciones en Bucareli que horas antes de las pl?ticas de avenimiento puede ser oportunamente detenido. Econom?a procesal por inauguraci?n de changarro: citatorio a pl?ticas y orden de aprehensi?n emitidas en un solo paso (?guau, este cambio de gobierno s? se ve!)
Flavio Sosa como ejemplo de la continuidad foxista-calderonista en la ignorancia respecto a los movimientos sociales. Por m?s que Sosa sea por razones f?sicas el m?s notable de los dirigentes de la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca no es ?l quien manda y gu?a, sino apenas uno m?s de quienes discuten y acuerdan e, incluso, uno de quienes m?s sufren malos entendidos y reproches dentro de esa asamblea porque la prensa acude a ?l en busca de declaraciones como si la APPO fuese un organismo tradicional de liderazgos individuales.
Sostenida ignorancia F?xiCa (Fox-Calder?n) que sigue sin entender que las fuerzas p?blicas podr?an detener a toda la direcci?n colectiva de la APPO y a?n as? el movimiento continuar?a, pues hay decenas de dirigentes con formaci?n pol?tica y base social que podr?an sustituir a los detenidos sin mella grave en los prop?sitos y el actuar de la organizaci?n.
Pero la gobernanza F?xiCa necesita pagar las deudas correspondientes al primero de diciembre (pobre patria nuestra: ahora sale el diputado Emilio Gamboa con que los pri?stas "salvaron" al pa?s) y por ello los agentes federales detuvieron en la ciudad de M?xico a Flavio, su hermano y dos acompa?antes, mientras en alg?n lugar desconocido del Oaxaca virtual el presunto gobernador sobreviviente, Uno Ruiz de Diciembre, hac?a como que pronunciaba ante masas embelesadas una propuesta de reforma de Estado e instalaba una fantasmal comisi?n encargada de tan noble tarea. Sin embargo, el pago de favores al pri?smo no ha de consistir necesariamente en el mantenimiento del cad?ver socialmente mal oliente llamado Ulises.
La opci?n de sostenerlo es inviable, pero Ruiz Ortiz quiere irse luego de haber fabricado la ilusi?n para s? mismo de que ya estaba en pleno control del estado cuando por un arranque tard?o de patriotismo decidiera renunciar a lo que ya hab?a vuelto a ser suyo (tuya, m?a; m?a, tuya). Y, desde luego, Ulises y el gobierno FoxyCal desean que el difunto Ruiz Ortiz se lleve entre las f?nebres extremidades inferiores a la APPO y a sus dirigentes m?s conocidos, como Flavio, que por un tiempo pareci? a los jefes oaxaque?os (Murat y Ruiz), y al propio foxismo, que era suyo, que lo prestaban, que lo perd?an: tuya, m?a, narraban su partido futbolero de pelota caliente los pri?stas y panistas que cuando vieron a Sosa entrarle de lleno al asunto de la APPO lo colocaron en la lista de las venganzas necesarias.
Tan importante fue el microquinazo que Las mangas del chaleco del noticiero nocturno de Televisa interrumpieron su trivializaci?n de la pol?tica para dar paso a las im?genes del traslado de Sosa de una delegaci?n metropolitana policial a un penal de alta seguridad. Pero eso no es lo m?s importante ni lo ?nico a lo que debe ponerse atenci?n.
Diariamente, a lo largo de semanas, se han practicado en Oaxaca peores detenciones en circunstancias que no logran difusi?n ni insistencia mayores. Diariamente (es probable que en este momento, mientras estas l?neas son indignadamente degustadas) ciudadanos sin fama ni renombre son sometidos a tortura en c?rceles clandestinas o son maltratados en penales a centenares de kil?metros de sus casas, adonde fueron trasladados con sentido de castigo extremo como hac?a el porfirismo con sus opositores, entre esos casos el de los rebeldes yaquis tambi?n exiliados.
Grave, ominosa, ofensiva la detenci?n de Flavio Sosa, pero los paladines del estado de derecho llevan largos d?as sometiendo a tortura a las presuntamente veneradas leyes (oficialmente esos campeones de la legalidad han tomado posesi?n de la barandilla constitucional de la Rep?blica apenas el pasado d?a primero, pero desde el 25 de noviembre oaxaque?o detentan el poder represor).
Como en los peores momentos del diazordacismo y el echeverrismo, la entrante administraci?n federal encabezada por el abogado Calder?n est? retorciendo las normas jur?dicas para acomodarlas a tiempos y ?nimos pol?ticos, y est? permitiendo la reproducci?n de pr?cticas de terrorismo de Estado que consideraron erradicadas los ilusos que creyeron en cambios profundos en M?xico porque en 2000 a Estados Unidos le combino cambiar del PRI al PAN. Hoy mismo, en este momento, en Oaxaca hay veh?culos particulares sin placas ni identificaci?n que rondan la ciudad en busca de "sospechosos" a los cuales secuestrar, golpear y, en el mejor de los casos, presentar ante autoridades judiciales de consigna.
Hoy mismo, en este momento, en Oaxaca, hay centenares de familias que buscan a alguien desaparecido o que juntan dinero para tratar de emprender la terrible traves?a que las lleve a tierras desconocidas en las que "peligrosos" ciudadanos han sido confinados en c?rceles de alta seguridad como castigo a sus osad?as c?vicas o, peor a?n, por mala suerte que les hizo ser tomados por los federales en las redadas pasadas por gases lacrim?genos o en las que en seco se siguen realizando todos los d?as, hoy, en este momento.
Publicado por solaripa69 @ 9:52
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios