Mi?rcoles, 07 de febrero de 2007
"Estas ni?as van a mamar,
para que le duela a la
maestra Carmen L?pez"
Revela grabaci?n que el gobierno de Ulises amenaz? a vocera de APPO
ALMA E. MU?OZ/LA JORNADA
MEXICO, D. F.-Hace m?s de tres meses, la maestra Carmen L?pez V?zquez, una de las voces m?s representativas de la lucha de la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (APPO) fue informada por conducto de su esposo, a quien contact? un hombre v?a telef?nica, que dos de sus tres hijas ser?an v?ctimas de un atentado en la entidad.
La voz masculina ?que la APPO ubic?, despu?s de analizar la grabaci?n respectiva, como perteneciente al grupo de choque del gobernador Ulises Ruiz? comunic? a la pareja de la profesora que en la segunda semana de octubre, por instrucci?n de El Yoyo (sobrenombre con el cual integrantes del movimiento aseguran que se conoce en el estado al ex secretario de Gobierno del estado Heliodoro D?az Azc?rraga) ten?a instrucciones de "reventar" a las dos jovencitas, cuyos nombres prefirieron mantenerse en el anonimato.
Despu?s de que La Jornada public? la semana anterior que L?pez V?zquez era v?ctima de persecuci?n y que en su contra pesaban diversas ?rdenes de aprehensi?n por presuntos delitos cometidos durante el a?o pasado en Oaxaca, se envi? un mensaje a la redacci?n del diario para notificar sobre la existencia de la grabaci?n, cuya transcripci?n se adjunt?.
Integrantes de la APPO, incluida la mentora, confirmaron lo anterior y enviaron una copia del sonido, donde el hombre menciona la intenci?n de acallar el trabajo que como locutora de radio del movimiento ven?a desarrollando L?pez V?zquez desde el surgimiento de la asamblea oaxaque?a, en junio pasado.
En la grabaci?n se escucha que una voz masculina informa la intenci?n de arremeter contra las adolescentes.
"Ya no hay descuidos; ya las tienen ubicadas". "Estas ni?as van a mamar, para que le duela a la maestra Carmen. Carmen es su esposa, ?no?"
??Qui?n? ?pregunta su interlocutor.
?No le puedo decir ?responde la voz.
??Est? cabr?n!, pues.
?Nada m?s le digo que aparte a sus hijas, y que le diga a su esposa que las cuide.
?Por eso, dime la neta, carnal, no voy a rajar.
?El Yoyo.
??El Yoyo?
?Es un paro, pero no diga, que no quiero que me meta en pedos.
La voz continu? explicando que el trabajo inicialmente se lo pusieron a ?l y a su equipo. "Yo lo ped?, yo lo ofrec?. Nos mandaron a la verga. 'No, ni madres, van otros'; pero encierre a sus hijas, se?or, enci?rrelas. 'La maestra Carmen ya da mucha guerra', dicen, pero no van sobre ella, van sobre sus hijas. A reventar ?eh?, a reventar sobre sus hijas. Ya nos dio mucho miedo todo este pedo, es informaci?n muy confidencial."
?Te lo agradezco, carnal
?Igual quiero que sea, tienes dos, dos hijas, una de 14 y una de 12 o algo as?.
Una vez que se dio a conocer la grabaci?n en asamblea, la APPO determin? fortalecer las medidas de seguridad de sus concejales (de un total de 200) m?s visibles y, en el caso de las tres adolescentes, sacarlas de la escuela.
A pesar de todo, la maestra Carmen L?pez V?zquez record? que decidi? continuar en su tarea de locuci?n desde la radiodifusora La Ley de los Pueblos de Oaxaca, una de las estaciones tomadas pac?ficamente por la APPO en agosto pasado.
"Yo s?lo cumpl? con la tarea de ser voz del movimiento y de la direcci?n de la asamblea popular, desde la radio, porque la decisi?n de las tomas pac?ficas de estos medios de comunicaci?n ?cinco grupos radiof?nicos inicialmente, aunque el consejo de la asamblea decidi? quedarse s?lo con dos y devolvi? las tres restantes?, siempre fue del pueblo de Oaxaca, porque no brindaban informaci?n veraz y objetiva", explic?.
Asegur? que "nunca tom? ninguna decisi?n personal, mi trabajo siempre estuvo bajo la orientaci?n, direcci?n y la decisi?n del movimiento". Subray? que, pese al riesgo sobre su familia, "continu? firme en la lucha, trabajando en las tareas que el consejo estatal ha determinado en esta etapa de reorganizaci?n, para logar que pr?ximamente resurja y se potencie la lucha de la APPO, y conseguir los objetivos propuestos por el pueblo de Oaxaca:
"La salida de Ulises Ruiz Ortiz del gobierno, la libertad de los presos pol?ticos, la cancelaci?n de ?rdenes de aprehensi?n y lograr los cambios profundos que el estado necesita para exterminar de ra?z la pobreza, la marginaci?n, la antidemocracia y la injusticia social".


Justicia o barbarie

(Un dilema mexicano en siete escenas)

ADOLFO GILLY
La novena megamarcha de la Alianza Popular de Pueblos de Oaxaca (APPO), con su variada y bulliciosa composici?n, estuvo encabezada por una representaci?n simb?lica de la Justicia Violada (una mujer vestida de t?nica blanca con grandes manchas de sangre), cuya escolta era un grupo de mal encarados Granaderos tambi?n simb?licos. Detr?s, la multitud.
2. Hace m?s de tres meses, seg?n inform? La Jornada del 5 de febrero, "la maestra Carmen L?pez V?zquez, una de las voces m?s representativas de la lucha de la APPO, fue prevenida por un mensaje telef?nico an?nimo que 'dos de sus tres hijas ser?an v?ctimas de un atentado'. La voz en el tel?fono dijo al esposo de la maestra: 'encierre a sus hijas, se?or, enci?rrelas. La maestra Carmen ya da mucha guerra, dicen, pero no van sobre ella, van sobre sus hijas. A reventar ?eh?, a reventar sobre sus hijas. Ya nos dio mucho miedo todo este pedo, es informaci?n muy confidencial. (...) Tienes dos hijas, una de 14 y otra de 12, o algo as?'".
El 20 de enero, el informe de la Comisi?n Civil Internacional de Observaci?n de los Derechos Humanos denunciaba la cifra de 23 personas muertas identificadas en el conflicto de Oaxaca, y "sospechas fundadas de la existencia de personas desaparecidas". La identificaci?n de ?stas se hac?a d?ficil, agregaba la CCIODH, debido a "la falta de denuncias presentadas". Una madre dijo a la Comisi?n: "Ya me desaparecieron un hijo. Si lo denuncio, me desaparecen al otro".
Esta comisi?n, al igual que otros organismos de derechos humanos, comprob? y denunci? m?ltiples casos de abusos sexuales y violaciones a mujeres y hombres por parte de los miembros de los cuerpos de seguridad federales y estatales. Lo mismo ocurri? en mayo de 2006 en Atenco. Pero la Secretar?a de Seguridad P?blica federal, alegando motivos de "seguridad nacional", se ha negado hasta el momento a dar cualquier informaci?n que permita identificar a los responsables, informa La Jornada el 5 de febrero bajo el t?tulo: "Las torturas contra 14 mujeres de Atenco, en ruta de quedar impunes".
3. En su edici?n del viernes 2 de febrero, en la p?gina 38, La Jornada public? una nota de Ruben Villalpando, corresponsal en Chihuahua, titulada: "Permite Ministerio P?blico la violaci?n de una menor". Despu?s de informar que el Departamento de Delitos Sexuales y Contra la Familia de la Subprocuradur?a de Justicia de Chihuahua est? a cargo de la agente del Ministerio P?blico Isaura Rodr?guez Jim?nez (hoy suspendida), la nota dice:
"La noche del 27 de enero la menor [una ni?a de 13 a?os], acompa?ada de su abuela materna y t?os ?la madre radica en Durango? acudi? a dicho departamento para denunciar que su vecino, de 34 a?os, la hostigaba sexualmente y la hab?a agredido f?sicamente, por lo que pidi? a las autoridades que actuaran.
"Pese a que la agente del Ministerio P?blico conoci? con detalle la situaci?n de la menor, en lugar de integrar una averiguaci?n previa le sugiri? a la abuela de la ni?a que 'dejara de usar faldas cortas para que no tuviera problemas' e insinu? que hab?a una relaci?n entre la menor y Mandujano Ram?rez (el vecino).
"Dos d?as despu?s, el 29 de enero, dos c?mplices de este ?ltimo, cuya identidad se desconoce, secuestraron a la ni?a en un veh?culo propiedad del agresor y la llevaron al domicilio de ?ste, donde los tres abusaron sexualmente de ella y la mantuvieron atada de pies y manos dos d?as.
"Al ver que la menor no aparec?a, sus familiares, quienes pidieron el anonimato, solicitaron apoyo a la polic?a municipal. Agentes de la corporaci?n se trasladaron a la casa del agresor, quien al recibir a los uniformados neg? que tuviera en su poder a la adolescente.
"Sin embargo, al asomarse a la vivienda vieron a la v?ctima desnuda, atada de pies y manos y con la boca cubierta. Luego de rescatarla, los agentes detuvieron a Rafael Mandujano y lo consignaron ante las autoridades. Sus c?mplices siguen pr?fugos".
Es leg?tima la conjetura de que el violador supo que la familia lo hab?a denunciado ante el Ministerio P?blico y decidi? mostrar qui?n las pod?a. Es decir que bien pudo haber sido la denuncia lo que precipit? la agresi?n, seg?n tem?a en su caso la madre de un hijo desaparecido en Oaxaca.
4. Dicen el gobierno federal, el gobierno de Oaxaca, el gobierno del estado de M?xico, a trav?s de sus respectivos secretarios responsables de la seguridad p?blica, que no pueden actuar porque no hay denuncias, cuando ?stas sobran. Niegan la realidad y encubren la impunidad, en un peligros?simo juego de enga?os y ficciones.
Tengo en mi poder un breve y notable video sobre Oaxaca de Mal de Ojo TV, titulado La pesadilla azul. En dicho documental, adem?s de escenas de la represi?n, aparecen varios testimonios de oaxaque?as a cara descubierta. Una madre, vendedora de dulces de Santa Luc?a del Camino, y su hija adolescente, estudiante, refieren con lenguaje articulado y preciso las agresiones que sufrieron en las calles de Oaxaca cuando la Polic?a Federal Preventiva las apres? y termin? por enviarlas al penal de Nayarit ("s?lo despu?s de cinco d?as supe ad?nde est?bamos", dice la se?ora).
Iban ellas con su canasta de dulces por la calle cuando se les vinieron encima los polic?as: "no me importa qui?n eres ni qu? haces, t? me las pagas", les grit? el primer Pefepo (as? les dicen all? a los de la PFP), y la emprendieron varios a garrotazos y a patadas contra las dos. Cuando la madre quiso proteger a la hija con su cuerpo, la arrastraron al grito de "desgraciada puta". Cuando la hija, una adolescente de unos 17 a?os, desde el suelo pregunt?: "?Por qu? le pegas a mi mam??", le cayeron a garrotazos y patadas, le lesionaron un ojo, le fracturaron la nariz y la dejaron inconciente: "ahora los m?dicos dicen que me tengo que hacer una operaci?n en el tabique, pues no respiro bien, pero no sabemos c?mo podremos pagarla", dice la ni?a en el video. "Me tocaron completamente", dice. La madre agrega que los polic?as, cuando llevaban a las mujeres presas en la camioneta, "les pasaban los garrotes por todas partes entre las piernas", y les dec?an "llevamos buenos garrotes para darles lo que quieran". "Mucho miedo ten?amos", dice la se?ora, y ambas denuncian otras muchas vejaciones.
Otra mujer cuenta, con la misma precisi?n y una voz firme y acongojada, c?mo a ella la detuvieron, entre cuatro la tiraron al suelo, la patearon, le fracturaron una costilla y despu?s le dijeron: "P?rate, pinche vieja. Ya est?s vieja para andar en esas pendejadas". "Eso me dio coraje, me doli?", dice la se?ora. "Nadie est? viejo para alcanzar un sue?o. Para eso lleg? el pueblo a organizarse, por un sue?o de justicia y de una verdadera paz, no una paz a base de sometimiento". Dice despu?s que en la camioneta en la cual las llevaron, esposadas, a una base a?rea, iban varias mujeres muy lastimadas por los golpes. Al llegar a la prisi?n las obligaron a desnudarse totalmente y a hacer sentadillas, "no sab?amos para qu?", dice la se?ora. En una toma diferente del video, la adolescente refiere la misma experiencia ?"nos trataron como a los criminales m?s peligrosos", dice? y explica que las sentadillas "era para ver si tra?amos algo escondido en la vagina o en el ano".
Mujeres mexicanas, pues, al igual que en Atenco, as? tratadas por los gobiernos y los cuerpos de seguridad de su patria.
5. Al d?a siguiente de la noticia sobre la ni?a secuestrada y violada en Chihuahua porque el Ministerio P?blico desoy? e hizo mofa del ruego de protecci?n por parte de sus familiares ?la funcionaria insinu? que hab?a una relaci?n entre ella y el violador, dice la familia?, La Jornada, en su edici?n del 3 de febrero, p?gina 30, inform? sobre el siguiente episodio. Escribe el corresponsal:
"Internos del penal de Ciudad Ju?rez asesinaron a Rafael Mandujano Ram?rez, quien estaba acusado de haber secuestrado y atacado sexualmente a una menor de 13 a?os de edad. Mario Alberto Jurado T?llez, director del departamento jur?dico de ese penal, dijo que en cuanto Mandujano Ram?rez lleg? a la celda 14, el custodio encargado report? que un grupo de internos rodearon al preso durante varios minutos y luego de que se retiraron del lugar, 'el cuerpo estaba en el piso en medio de un charco de sangre'".
6. ?Entonces qu?, dice uno, entonces qu?? Fragmentaci?n del poder en los m?ltiples poderes de cada gobernador convertido en cacique, desde Oaxaca hasta Puebla, Toluca y m?s all?; impunidad de los cuerpos armados del Estado para reprimir, matar, torturar y violar; denegaci?n de justicia a todos los niveles, hasta la Suprema Corte de Justicia de la Naci?n que se niega a hacerse cargo del caso de Atenco; desintegraci?n de la idea y del sue?o de justicia en la barbarie difusa de la justicia por mano propia; despojo, explotaci?n, desempleo, migraci?n, desprecio; aumento de los precios de los art?culos de consumo popular y desvalorizaci?n del salario y del ingreso; insolencia de la riqueza y proliferaci?n de la violencia en todos los niveles.
Estamos, parece, ante una profunda crisis de fragmentaci?n, de legitimidad y de reproducci?n del poder estatal nacional, crisis compartida por todas las formaciones pol?ticas partidarias que, mediante los procesos electorales, lo ejercen a nivel nacional, estatal y legislativo. La misma situaci?n abarca al hoy desconcertado y confundido movimiento de oposici?n que se declara "gobierno leg?timo".
Esa crisis, si no se lograra articular una respuesta organizada desde las fuerzas sociales que la sufren, puede conducir a una tragedia. Desde Atenco a Oaxaca hay una escalada represiva, as? como se va escalando la sensaci?n de injusticia, desprecio y abuso que vive la poblaci?n. Todo esto puede desembocar en una gran ola de violencia contra el pueblo, que a su vez podr?a soltar todas las furias acumuladas por los agravios y los desprecios. El odio de los humillados y despose?dos recorre M?xico.
7. Para cerrar esta serie de noticias, anoto una que sali? el 5 de febrero en la p?gina 13 de La Jornada, enviada desde Oaxaca por el corresponsal Octavio V?lez Ascencio. Dice as?:
"De la religiosidad tan arraigada en el pueblo de Oaxaca surgi? la imagen del Santo Ni?o APPO. Apareci? durante la novena megamarcha del s?bado, ataviado con casco, escudo, paliacate y una bazuca en la espalda. Ahora integrantes y simpatizantes de la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca dirigen a esta nueva imagen sus plegarias, para que 'interceda ante Dios por la salida de Ulises Ruiz'. La oraci?n que acompa?a a la imagen dice: 'Desde este humilde hogar, te pido a ti, Ni?o APPO, que no permitas que esta lucha sea en vano, que la muerte de nuestros compa?eros no quede impune, que nuestros compa?eros presos sean liberados y que los perseguidos y exiliados tengan la libertad de regresar a sus hogares'".
As? sea, pues el atuendo de este Santo Ni?o merece ser tomado en cuenta.
Publicado por solaripa69 @ 11:41
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios