Lunes, 30 de abril de 2007
Llamado inaceptable
El exhorto formulado ayer por la Arquidi?cesis de la Ciudad de M?xico al personal de salud del Distrito Federal a no cumplir con sus obligaciones laborales y a negarse a interrumpir embarazos -una pr?ctica legal desde la semana pasada- es un paso m?s en la ofensiva lanzada por la jerarqu?a eclesi?stica contra la despenalizaci?n del aborto, contra la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), contra el gobierno capitalino y contra la vigencia de un derecho establecido en la ley.
Si en los meses recientes el arzobispado que encabeza Norberto Rivera Carrera se involucr? abiertamente en actividades pol?ticas y pretendi? invadir el ?mbito de instancias legislativas, ahora, al confundir deliberadamente legalidad y moral, y al calificar de "asesinato" un procedimiento m?dico regular, el organismo religioso pretende arrogarse facultades para determinar lo que es l?cito, y para decir a sus feligreses qu? preceptos legales cumplir.
Desde luego, los dirigentes cat?licos est?n en su derecho de excomulgar a quienes deseen, e inclusive de amenazar con el infierno y la condenaci?n eterna a los legisladores que aprobaron la despenalizaci?n del aborto, a los gobernantes que han expresado su disposici?n a acatar la reforma legal correspondiente, a las mujeres que deciden interrumpir sus embarazos y a los m?dicos y al personal sanitario que participa en la pr?ctica. Los afectados por la reacci?n eclesial tienen, por su parte, el derecho a creer o no en esas amenazas. Hace muchos a?os las cat?licas y los cat?licos que utilizan m?todos de planificaci?n familiar y de sexo seguro optaron por ignorar las pr?dicas medievales y supersticiosas que en esas materias realizan los jerarcas cat?licos. El avance de la conciencia ciudadana ha hecho posible que la gran mayor?a de los feligreses haya aprendido la inconveniencia de confundir las funciones de los gu?as espirituales con las de m?dicos, sex?logos y trabajadores sociales. Esta encomiable capacidad de discernimiento explica en buena medida la muy escasa respuesta -en una sociedad que oficialmente es mayoritariamente cat?lica- a las recientes e impertinentes convocatorias de la Arquidi?cesis a movilizaciones contra la despenalizaci?n del aborto.
Sin embargo, el abierto llamado a incumplir leyes, reglamentos y obligaciones profesionales y laborales denota la voluntad del alto clero cat?lico de colocarse en una ruta de colisi?n con la institucionalidad vigente en la Rep?blica y con los poderes del Estado, y resulta llanamente inaceptable. Cabe recordar que el art?culo 1? de la Ley de Asociaciones Religiosas establece, sin ambig?edad, que "las convicciones religiosas no eximen en ning?n caso del cumplimiento de las leyes del pa?s", as? como que "nadie podr? alegar motivos religiosos para evadir las responsabilidades y obligaciones prescritas en las leyes", y en el art?culo 29 se establece como infracci?n el "oponerse a las leyes del pa?s o a sus instituciones en reuniones p?blicas".
Ante semejante irresponsabilidad por parte de la jerarqu?a cat?lica, la cual est? obligada a cumplir con las limitaciones que le impone la legislaci?n arriba referida, es claro que el gobierno federal, responsable por medio de la Secretar?a de Gobernaci?n de fiscalizar el comportamiento de las organizaciones religiosas, tiene ante s? el deber insoslayable y urgente de poner en alto a lo que se ha convertido en beligerancia contra las leyes por parte de los jerarcas cat?licos de la urbe e imponer las sanciones pertinentes. El Ejecutivo Federal debe entender que la tolerancia ante la creciente insubordinaci?n clerical no s?lo es inadmisible desde la l?gica republicana que representa su investidura, sino, a fin de cuentas, pol?tica e institucionalmente suicida, porque la ambici?n de poder de la actual dirigencia eclesi?stica no conoce l?mites y es preciso, por ello, marc?rselos a la brevedad.
Sitiaremos varias ciudades el 2 de mayo, dice la CNTE
KARINA AVILES
La Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educaci?n (CNTE), en conjunto con otros sindicatos, advirti? que el pr?ximo 2 de mayo ''sitiar?'' las principales ciudades del pa?s mediante un paro y bloqueos a carreteras, casetas de peaje, acciones en las fronteras, la suspensi?n de actividades en escuelas y la toma de las delegaciones de los sectores Salud y Educaci?n, para que se d? marcha atr?s a la reforma a la Ley del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE).
Asimismo, anunci? que hoy se har? la entrega de cerca de 100 mil amparos contra la citada ley, que fueron transportados a la ciudad de M?xico en tres camiones.
Tambi?n, a partir de las ocho de la ma?ana de este lunes instalar?n carpas a las afueras del Palacio de Justicia Federal, en San L?zaro, para que en un plazo de dos semanas quienes no han hecho su solicitud de amparo acudan a este lugar con el prop?sito de que puedan ser apoyados con los formatos y la asesor?a jur?dica para presentar ese recurso.
Luego de la instalaci?n de estos m?dulos declarar? la integraci?n del consejo nacional de huelga en defensa de la seguridad social.
En conferencia de prensa en la que participaron integrantes de los sindicatos Mexicano de Electricistas (SME), de Trabajadores de la Universidad Nacional Aut?noma de M?xico (STUNAM), Independiente de Trabajadores de la Universidad Aut?noma Metropolitana (SITUAM) y del Instituto Nacional de Antropolog?a e Historia, Artemio Ortiz Hurtado, secretario de la secci?n 18 de la CNTE en Michoac?n, advirti? que ''todo el pa?s estar? sitiado'' el pr?ximo mi?rcoles, con una serie de medidas entre las que se incluyen las ''visitas a bancos'' y a trasnacionales como Wal- Mart.
Asegur? que tomar?n las delegaciones estatales de la Secretar?a de Educaci?n P?blica e ISSSTE, aunque aclar? que en cl?nicas y hospitales no impedir?n las labores.
Por su parte, integrantes del STUNAM se sumar?n a este paro nacional de labores, programado para el 2 de mayo. Ese d?a, desde temprana hora bloquear?n los accesos a Ciudad Universitaria y otras instalaciones de esa caa de estudios.
Pilar Saavedra, de la Coordinadora de Trabajadores en Resistencia, entreg? un documento con los resultados de la consulta realizada por todas las corrientes de oposici?n para conocer si apoyan a los trabajadores. De acuerdo con el recuento, 83.38 por ciento apoy? el paro de actividades, aunque si se contabiliza a los trabajadores que en sus asambleas votaron por unanimidad, sumar?a un total de 5 mil 671 votos en favor.
Durante la conferencia, el secretario general del SITUAM, Jorge Ramos, record? que el ISSSTE tiene alrededor de 2.5 millones de trabajadores en activo y el n?mero de amparos que interpondr?n rebasar? todo tipo de expectativas. El profesor Esteban Ojeda Ram?rez, secretario de Promociones Econ?micas de la secci?n 3 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educaci?n en Baja California Sur, dijo que tan s?lo ellos entregar?n hoy 2 mil amparos y de igual forma se sumar?n a la paralizaci?n de actividades en aquella entidad.
Fernando Amezcua, del SME, afirm? que ''peligrosamente nos acercamos a 2010 en condiciones muy adversas. Por ello, este es un aviso para que el gobierno se detenga, porque de lo contrario encontrar? la fuerza de los trabajadores''.
Posteriormente, la CNTE sostuvo una asamblea donde las distintas representaciones rindieron un informe de los preparativos para este 2 de mayo, y hasta el cierre de esta edici?n discut?an la fecha del estallamiento del paro nacional, pero con car?cter de indefinido. La tendencia era iniciar esta acci?n a partir del pr?ximo 7 de mayo, aunque se informar? de ello esta misma semana.
Se avecina reforma a la Ley Federal del Trabajo: ANAD
MARIANA NORANDI
En v?speras de la conmemoraci?n del D?a Internacional del Trabajo, la Asociaci?n Nacional de Abogados Democr?ticos (ANAD) advirti? que, tras la reforma a la Ley del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), se avecina la reforma a la Ley Federal del Trabajo (LFT), la cual pondr? en riesgo la estabilidad laboral de 30 a 40 por ciento de los 12 millones de trabajadores mexicanos que hoy cuentan con un contrato fijo.
En conferencia de prensa, el presidente de esta asociaci?n, Jos? Luis Contreras Montes, sostuvo que en la pr?xima sesi?n del Congreso de la Uni?n se discutir? la reforma a la ley laboral, en la cual se propone legalizar el trabajo eventual y sustituirlo por el contrato estable, como ya ha ocurrido en pa?ses como Espa?a o Argentina. ''Esta reforma busca aplicar y legalizar el contrato por horas, por prueba, por capacitaci?n y temporal. Esto implicar? salarios y prestaciones precarias, adem?s de un duro golpe a las organizaciones sindicales que se sustentan en la participaci?n de los trabajadores de planta''.
A su vez, Oscar Alzaga S?nchez, tambi?n miembro de la ANAD, dijo que, en el continente, M?xico a?n conserva una estabilidad laboral porque es el ?nico pa?s de Am?rica Latina en donde no se ha llevado a cabo una reforma a la Ley Federal del Trabajo. Sin embargo, a?adi?, al igual que pas? con la Ley de ISSSTE, ahora se pretende realizar otra reforma ''en las sombras (a espaldas) de la opini?n p?blica y de manera impositiva'', por lo que este primero de mayo la asociaci?n se manifestar? en contra de las reformas ya aplicadas y en especial a la LFT.
Alzaga S?nchez inform? que se est?n preparando ''cientos de miles'' de demandas de garant?a contra la reforma a la Ley del ISSSTE y, desde el punto jur?dico, esta llegislaci?n no deber?a entrar en vigor en respuesta a los amparos, ''pero el resultado depender? del respeto a las leyes que demuestren autoridades y jueces''.
Agreg? que tanto el contenido como el m?todo con el que se llev? a cabo esta reforma son ilegales y quebrantan el estado de derecho, por lo que la ANAD no descarta presentar el caso ante los tribunales internacionales, incluida la Organizaci?n Internacional del Trabajo (OIT) en Ginebra, Suiza.
Lucha antinarco en M?xico, ca?da libre
ricardo ravelo
M?xico, D.F., 30 de abril (apro).- Con base en su experiencia en la Fiscal?a General de Colombia y como excombatiente del narcotr?fico en ese pa?s sudamericano, Gustavo de Greiff suelta:

?La lucha contra el narcotr?fico en M?xico y cualquier otra parte del mundo est? perdida. No entiendo por qu? se insiste en seguir combatiendo el tr?fico de drogas por medio de la represi?n, si estas medidas han fracasado en los ?ltimos 40 a?os. La soluci?n debe ser legalizar la producci?n y consumo, y con eso terminamos con el problema?.

De Greiff es un veterano de la diplomacia y de la pol?tica. Colombiano de origen, un d?a el presidente C?sar Gaviria lo invit? a colaborar en su gabinete. De Greiff se desempe?aba como rector de una universidad local. Y de buenas a primeras tuvo que dejar la c?moda oficina acad?mica para entrar a la vor?gine del combate al narcotr?fico.

Durante su paso por la Fiscal?a General de Colombia ?uno de los m?s importantes cargos en el gobierno?, De Greiff Restrepo no tuvo una encomienda f?cil:

Se dio a la tarea de organizar a todo un Ej?rcito para emprender la tarea m?s ardua que se haya realizado en Colombia en los ?ltimos a?os: desarticular al c?rtel de Medell?n, entonces encabezado por el m?s poderoso capo que haya existido en la historia de ese pa?s: Pablo Escobar Gaviria.

Aquella batalla encabezada por De Greiff tuvo todo el respaldo del gobierno de Colombia. Tambi?n de la DEA.

Guerra de mil mdd

Durante cuatro a?os, el gobierno colombiano redujo sus presupuestos en educaci?n, descobij? el campo y desatendi? otros renglones importantes, pues todos los recursos se concentraron en la lucha contra el narcotr?fico.

M?s de mil millones de d?lares cost?, en su primera fase, la arremetida contra el c?rtel de Medell?n y otros grupos de narcotraficantes de la Costa Atl?ntica y los afincados en el llamado Valle del Cauca.

Despu?s de todo este trabajo, que cost? cerca de 600 vidas ?entre polic?as, militares, jueces, abogados y funcionarios del gobierno?, se logr? desarticular al poderoso c?rtel de Medell?n. Pero desde esa fecha (1992-1994) Gustavo de Greiff vive con una frustraci?n.

?Lo que m?s me duele es que toda esta batalla no sirvi? para nada. El tr?fico de drogas sigui? boyante. Colombia continu? exportando coca?na a Estados Unidos, a trav?s de M?xico, la droga aument? y el precio empez? a disminuir. Todo esto es muy doloroso, pero me llev? a la conclusi?n de que la represi?n contra el narcotr?fico no es la mejor estrategia. Desgraciadamente M?xico va por el mismo camino, y lo que veo es que toda esa lucha resultar? un verdadero fracaso?.

De Greiff fue entrevistado por Apro para conocer su opini?n sobre la violencia desatada por el narcotr?fico en M?xico y sobre el reacomodo de los c?rteles, detalles que constan en un informe elaborado por la Secretar?a de la Seguridad P?blica Federal (SSPF), y que se sostiene que, en los ?ltimos cinco meses, la din?mica del narco cambi?:

Existen nuevas alianzas ?algunas ef?meras y otras m?s s?lidas? que son la causa de la cruenta violencia que enfrenta el pa?s por todas partes y que, seg?n datos oficiales, suman m?s de 600 vidas.

En resumen, el informe de la SSPF establece que el c?rtel del Sinaloa ?ahora llamado del Milenio? es el m?s poderoso, y le sigue en poder y fuerza el del Golfo. Sin embargo, este grupo criminal enfrenta una crisis interna: est?n divididos sus cabecillas Eduardo Costilla, ?El Coss?; Ezequiel C?rdenas, ?El Tony Tormenta?, y ?El Lazca?, l?der de Los Zetas.

En una posici?n con menor poder, pero con significativa presencia en el pa?s, est? el c?rtel de Ju?rez, bajo el mando de Vicente Carrillo, ?El Viceroy?.

Le siguen los c?rteles de Tijuana, el de Pedro D?az Parada, mismo que se rearticul? ahora con nuevas cabezas, y el de los hermanos Amezcua, reforzado en el negocio de las metanfetaminas con una alianza con los hermanos Arellano F?lix.

Frente a este panorama, De Greiff no tiene dudas:

El presidente Felipe Calder?n tiene la guerra perdida y, seg?n los datos de que dispone, el gobierno atiende y apoya a los grupos que m?s provecho le han sacado a la postura de la prohibici?n, lo que ha convertido la lucha antidrogas en un combate sin resultados.

Gustavo de Greiff analiz? su fracaso en la embestida contra el c?rtel de Medell?n. Cuenta: ?Empec? a ver nuestras limitaciones. Dije: ?estamos teniendo ?xito en cuanto a perseguir a unos cuantos narcotraficantes individualizados, pero el problema de las drogas contin?a?.

?Desgraciadamente despu?s (Colombia) entr? al negocio de la hero?na. Antes y ahora la droga sigue produci?ndose en Colombia. El consumo sigue siendo igual o mayor, el precio de la droga no aumenta ni se hace m?s dif?cil su adquisici?n, por el contrario, disminuye. Entonces pens? y sigo pensando que la soluci?n m?s racional sigue siendo la legalizaci?n o regulaci?n legal de la producci?n, comercio y consumo?.

--?Esto no detonar?a un mayor consumo, partiendo de la base de que buena parte de la sociedad tiene problemas de adicci?n?

--Esta regularizaci?n de las drogas tendr?a que estar apoyada con campa?as educativas para disminuir el consumo y darle asistencia m?dica a los adictos.

--Esta lucha infructuosa contra el narcotr?fico en Colombia, ?usted cree que pueda repetirse en el caso de M?xico, ahora que el gobierno le declar? la guerra a los c?rteles?

--No s?lo lo creo, sino estoy seguro. Mientras exista la prohibici?n que da lugar a muchas utilidades para los narcotraficantes y, naturalmente beneficios para los corruptos, porque al estar prohibida la producci?n y tr?fico de drogas, (se) tiene la necesidad, por parte de los productores, de corromper a las autoridades para que miren hacia otra parte: a los polic?as para que no los persigan y a los jueces para que los absuelvan.

?Mientras eso subsista, mientras haya esa posibilidad de obtener grandes utilidades y mientras la corrupci?n florezca, es imposible acabar con el narcotr?fico?.

Despu?s de evaluar que la batalla contra el narco en Colombia fue frustrante ??el negocio contin?a como si nada hubiera pasado?, dice?, el exembajador colombiano en M?xico sostiene que la soluci?n al problema del tr?fico de drogas es su legalizaci?n, entendida no como una invitaci?n a consumir sino como una regulaci?n que establezca qui?n pueda producir, bajo qu? controles y a qui?nes se puede vender (la droga), que no se venda a menores de edad y que, sobre todo, se d? asistencia m?dica a los adictos?.

--Se puede decir que este camino que emprendi? el presidente Felipe Calder?n es una ruta que usted ya conoce muy bien. ?Qu? vislumbra en el futuro inmediato?

--No quiero ser profeta de desastres, pero creo que si se mira la experiencia colombiana, si se mira al espejo colombiano, se ver? que va a ser un fracaso. Y es un fracaso porque como el narcotr?fico vive de la corrupci?n y de grandes utilidades, eso es el resultado de la prohibici?n.

A pesar de la guerra que enfrenta el gobierno contra los narcos, para Gustavo de Greiff nuestro pa?s sigue siendo un pa?s clave para el trasiego de droga y para la introducci?n de los cargamentos que provienen de Colombia.

Con base en la informaci?n con la que cuenta, traza las rutas m?s socorridas por los capos colombianos:

?M?xico sigue siendo un territorio clave, porque el mercado consumidor m?s grande es Estados Unidos. Los que nos atacan a nosotros, a los pa?ses latinoamericanos productores de droga, diciendo que somos los culpables de que haya ese tr?fico, pues se equivocan.

?Los culpables son ellos, que tienen un mercado asegurado para los narcotraficantes, un mercado extenso de consumidores, el m?s extenso del mundo, porque si bien ?ltimamente se ha abierto el mercado europeo, los Estados Unidos siguen siendo los mayores consumidores de coca?na, de mariguana, y consumen una tercera parte de la hero?na que se consume en el mundo?.

El papel del Ej?rcito

--?Esta violencia que se est? presentando en M?xico puede llegar, seg?n usted lo percibe, a un nivel de mayor intensidad?

--Creo que va a ser igual, va a tener la misma intensidad que tiene en la actualidad. Ahora se ha exacerbado un poco por la represi?n, pero si usted examina los peri?dicos aqu? en M?xico, en Colombia y Per? desde hace diez a?os, encuentra que pr?cticamente est? sucediendo lo mismo que ocurre hoy. En Colombia hubo momentos en que se meti? al Ej?rcito en la lucha contra el narcotr?fico, lo cual yo considero que es un error.

?Se involucr? a la polic?a, lo cual era apenas l?gico, porque el problema del narcotr?fico, mientras exista la prohibici?n, es un problema policiaco y no del Ej?rcito. Bueno, pero se le involucr? (al Ej?rcito), y sucedi? exactamente lo mismo que hoy est? sucediendo: violencia, represi?n, una cantidad de presos de presuntos narcotraficantes y verdaderos narcos y otros falsos capos, porque eso es lo que sucede con la represi?n?.

--?Es viable la batalla contra el narco como la est? ejecutando el gobierno de M?xico?

--Las acciones represivas dan partes de triunfos cuando muchas veces los presos son apenas aparentes narcotraficantes, y no reales narcotraficantes. Pero supongamos que s?, que se est? atacando a verdaderos narcotraficantes? ?Y qu?? Por cuanto tiempo va a ser posible mantener esas redadas y esos operativos. No se puede mantener permanentemente al Ej?rcito involucrado en operativos, ni siquiera a la polic?a misma se la puede mantener en forma permanente.

?Pasa la fiebre de los operativos, pasan los partes de victoria y los narcos vuelven a ocupar los sitios que deja vac?os la autoridad. Y es peor cuando se le encarcela o se le mata a un narco en un operativo, porque inmediatamente es remplazado. Y todos quedan felices de que algunos hayan salido del negocio porque otros llegan a sustituirlos y a gozar de las prerrogativas y de las utilidades que produce el narcotr?fico?.

Para Gustavo de Greiff, el gobierno de M?xico est? aplicando una mala copia del modelo colombiano, sin tener en cuenta si ?ste fue fruct?fero, exitoso o no lo fue.

Cabe se?alar que en los a?os setenta, Colombia empez? a exportar coca?na, en los noventa continu? exportando esa droga casi en la misma cantidad y con mayor pureza.

Entonces, ??d?nde est? el ?xito? Entre 1998 y 2006, Colombia ha extraditado a m?s de 450 individuos y las exportaciones de coca?na siguen siendo iguales. Aumentan las intercepciones de coca?na y se piensa que va haber menos droga en el mercado. Y es mentira: sigue habiendo la misma coca?na en el mercado y el precio no aumenta, por el contrario, disminuye?.

--?Entonces no tiene sentido la extradici?n de los capos?

--Se puede decir que es una forma de castigo, pero en cuanto al problema de las drogas, no es una soluci?n. Las extradiciones han servido para el aplauso y el ?xito pol?tico. Pero el negocio de las drogas sigue igual de boyante y poderoso.

?Insisto: son 40 a?os de lucha contra las drogas. Y todo ha sido un fracaso.
Publicado por solaripa69 @ 11:29
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios