Viernes, 03 de abril de 2009

Día de los inocentes financieros, bautizan la cumbre

Enfrentamientos con policías y arresto de 122 manifestantes

Protesta afuera de la bolsa; el sistema falló a la gente, la proclama

Reuters, Afp y Dpa

 

Londres, 2 de abril. La policía de Londres informó que arrestó a 122 personas y detuvo a varias más luego de violentos enfrentamientos registrados tras protestas en contra de la cumbre del G-20 en la capital inglesa. Un día antes, el arresto fue contra 85 personas tras repetidos choques con cuerpos policiacos en las angostas calles del centro financiero local en un día que manifestantes llamaron el Día de los inocentes financieros.

La policía también investiga las causas de la muerte de una persona durante los enfrentamientos. A media tarde, después de dos redadas policiales a viviendas y dos pequeñas manifestaciones alrededor del edificio de la bolsa y del Banco de Inglaterra, el número total de arrestados alcanzaba 122 personas.

Entre ellos, desde un día antes, cuatro fueron detenidos por disturbios violentos y 11 por vestir uniforme policial. Varios manifestantes asaltaron una filial del Royal Bank of Scotland y destruyeron las ventanas, además de robar objetos del banco, informó un portavoz policial. Los disturbios dejaron también un funcionario y siete manifestantes gravemente heridos que fueron trasladados al hospital.

Tras varios días de congregaciones en la City, corazón financiero de la capital, las organizaciones se concentraron este jueves en el centro de conferencias ExCel, transformado en fortaleza para acoger la cumbre del G-20.

A primeras horas de la tarde apenas 400 personas se habían reunido para manifestarse contra la pobreza, la guerra y un sistema financiero que dicen que ha fallado a la gente común.

La sede de la bolsa –donde hubo muy poca actividad– abrió sin problemas este jueves pese a las amenazas contra el lugar.

Varias personas vestidas con sombreros de copa se instalaron en la plaza Paternoster para una partida gigante de monopolio con falsos billetes, en una parodia del sistema capitalista.

Los manifestantes portaban carteles y banderas cerca del centro ExCel, donde líderes de las principales economías y los países emergentes estaban reunidos para acordar una respuesta a la peor crisis económica mundial desde los años 30.

Los manifestantes cantaron consignas en contra de las guerras de Irak y Afganistán, el conflicto en Etiopía y la codicia a la que muchos culpan de la crisis económica. Acabemos con todas las armas nucleares, sí, podemos, arengó uno. No pagaremos por su crisis, rezaba otro.

Afirma AMLO que Calderón salvará de la quiebra a Cemex con prestamo del FMI

ROSALíA VERGARA

MÉXICO, D.F., 2 de abril (apro).- El excandidato presidencial Andrés Manuel López Obrador afirmó este jueves que de los 47 mil millones de dólares que el Fondo Monetario Internacional (FMI) prestará a México, 15 mil millones serán entregados por el gobierno "usurpador" a la empresa Cemex "para rescatarla de la quiebra".

         Felipe Calderón, añadió, quiere entregar ese dinero a quienes financiaron su campaña presidencial en el 2006, pero "no lo vamos a permitir".

         En su tercer día de gira por las 16 delegaciones políticas del Distrito Federal, el exjefe de gobierno capitalino afirmó que estará vigilante para que no se beneficie a nuevas empresas y tampoco "se privatice el petróleo", aunque Calderón invite a empresas extranjeras a invertir en México. Tanto en Cuajimalpa –donde fue recibido por el Ballet México Regional–, como en Álvaro Obregón, ante cientos de seguidores, López Obrador advirtió:

         "Aunque el pelele lo diga en el extranjero, le decimos que no permitiremos que privatice el petróleo. Da pena ajena ver al vendepatrias de Calderón".

         El tabasqueño también se lanzó contra los medios de comunicación, aunque aclaró que el pleito no es con los "empleados", sino con los dueños, pues "ellos los mandan para golpear a nuestro movimiento". Pero este movimiento "es pacífico", insistió el excandidato presidencial, quien agregó que "por fortuna mucha gente está terminando de despertar".

         Reiterativo en los dos mítines, en los que repitió las mismas frases y palabras, López Obrador alabó la labor de Alejandro Encinas cuando en 2005 lo sustituyó en la jefatura de gobierno, cuando decidió lanzarse por la candidatura presidencial.

Sobre Marcelo Ebrard, actual jefe de gobierno capitalino, afirmó que ha hecho muchas cosas por los capitalinos, "y a mi no me gusta hacerle la barba a nadie, pero reconozco a quienes se dedican a trabajar a favor del pueblo".

 

 

Incursión militar en Ocotepec, Morelos.

 

Gilberto López y Rivas

La Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos denunció la incursión militar al pueblo indígena de Ocotepec, Morelos, ubicado en el nororiente de la ciudad de Cuernavaca y regido por usos y costumbres como ayudantía municipal.

El domingo 22 de marzo, cerca de media noche, tres tanquetas artilladas y dos vehículos más del Ejército Mexicano de la 24 Zona Militar tomaron por asalto el centro del pueblo. Alrededor de 40 soldados –fuertemente armados y algunos de ellos encapuchados– detuvieron y sometieron a 15 elementos de la ronda de vigilancia, ocupando las instalaciones de la ayudantía, donde rompieron los candados de las puertas de la cárcel y pusieron en libertad a dos personas que habían sido detenidas por encontrarse ebrias en una calle donde se han cometido diversos robos. De manera prepotente, se negaron a identificarse y amenazaron a los policías comunitarios con que se los iba a llevar la fregada si se atrevían a detenerlos, ya que eran muy influyentes. No obstante, fueron conducidos a los separos, donde se les decomisaron cinturones, agujetas, un celular y un arma blanca.

Media hora después fueron liberados por la intervención castrense, según trascendió, porque uno de ellos es militar y el otro hijo de un alto oficial del Ejército. Las camionetas de los elementos de la ronda de vigilancia fueron rodeadas por militares, quienes con palabras altisonantes les decomisaron toletes, los encañonaron y catearon, los voltearon contra la pared, con las piernas separadas y los brazos abiertos, mientras el oficial al mando, encapuchado y sin mostrar las insignias de su grado, les dijo:a ustedes les gusta pegarle a los soldados, ¿qué, se creen muy cabrones, indios ojetes?” Los tiraron al suelo, boca abajo y les dieron 10 segundos para entregar las pertenencias de los detenidos.

El oficial procedió a someter a interrogatorio a cada uno de los elementos de la ronda de vigilancia. Ahí separaron al que traía botas militares adquiridas en un tianguis, a quien se las decomisaron luego de golpearlo dos veces con la culata del rifle, porque nadie debe usar artículos del Ejército porque es un delito.

Detuvieron al comandante de la ronda, Gerardo Estrada Rosas, y a su cabo de cuarto, Francisco Javier Ragil Rangel, a quienes trataron de fotografiar, inútilmente, con un paquete que al parecer contenía mariguana y cocaína que los propios militares traían, por lo que procedieron a llevárselos.

El oficial del Ejército amenazó al resto de los policías comunitarios, diciéndoles que era la primera y única vez que se metían con militares, ya que se debe respetar el uniforme; les indicaron que no se levantaran hasta después de cinco minutos, partiendo el convoy con rumbo desconocido. Con todo, familiares de los detenidos siguieron a los militares, pero fueron intimidados con armas largas.

El convoy se dirigió hacia las instalaciones de la delegación Morelos de la Procuraduría General de la República, donde se negaron a recibir a los secuestrados porque las acusaciones fabricadas de robo y lesiones no son de índole federal, por lo que los militares se dirigieron a las instalaciones de la Procuraduría General Judicial del estado, resguardando sus instalaciones decenas de soldados armados y encapuchados hasta las cuatro y media de la tarde del 23 de marzo, cuando se retiraron, llevándose a los dos supuestos militares, y ahora tratando de fincar la acusación contra los policías comunitarios por el delito de privación ilegal de la libertad.

Con estas acciones, los militares violentan las garantías individuales amparadas en la Constitución y, en particular, el artículo 129 constitucional, el cual estipula que en tiempo de paz ninguna autoridad militar puede ejercer más funciones que las que tengan exacta conexión con la disciplina militar.

La agresión a Ocotepec violenta también el Reglamento General de Deberes Militares en su artículo 4, que prohíbe a los militares, cualquiera que sea su jerarquía, dar órdenes que sean contrarias a las leyes y reglamentos que lastimen la dignidad o decoro de sus inferiores, o que constituyan un delito; el 23, que exhorta a no cometer acción alguna que pueda traducirse en desprestigio del Ejército; el 28, que prohíbe a todo militar desempeñar funciones de policía urbana, o invadir las funciones de ésta. Inclusive, cuando intervenga en casos flagrantes de acuerdo con el artículo 16 constitucional, dicha intervención terminará desde el momento en que un miembro de la policía u otra autoridad se presente. Tampoco deberá, de modo alguno, impedir que la policía ejerza su autoridad, funciones y consignas.

Asimismo, se violenta el artículo 29 del mismo reglamento, que señala que los militares no intervendrán jamás en asuntos de la incumbencia de las autoridades civiles, cuyas funciones no les es permitido entorpecer, antes bien, respetarán sus determinaciones y les prestarán el auxilio necesario cuando sean requeridos. El artículo 45 prohíbe a los miembros del Ejército ayudar a otros militares en el caso que se trate de fomentar alguna falta o delito, como ocurrió en Ocotepec.

Estos hechos violentan también el artículo 2 constitucional, que reconoce y garantiza el derecho de los pueblos indígenas a la libre determinación y la autonomía y constituyen una transgresión al Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo, firmado y ratificado por México, que obliga a los estados a garantizar el respeto a la integridad, identidad social y cultural, costumbres, tradiciones e instituciones de los pueblos indígenas, así como prohíbe el uso de la fuerza y la coerción que viole los derechos humanos y los que como pueblos les corresponden.

Señor general secretario: ¿Usted aprueba estas conductas de sus subordinados? ¿Pueden actuar con tal nivel de impunidad y deterioro de la disciplina?

SOLDADOS CRIMINALES… E IMPUNES.

Ricardo Rocha / Detrás de la Noticia

“A mí me violaron los militares, luego me mataron a mi hermano y a mi esposo lo amenazaron de muerte. Vivo con miedo por mis hijos y por mí. No se qué más quiere el gobierno; nosotros lo único que hemos pedido es justicia”, dice Inés Fernández, que ha vivido un vía crucis desde que fue violada por los soldados en su casa de Ayutla de los Libres, Guerrero.

No muy lejos, Valentina Rosendo, muchacha bonita y recién casada, lavaba ropa en el arroyo cuando se le aparecieron 8 soldados preguntándole dónde andaban los encapuchados, a lo que Valentina contestó que no sabía. Luego de que si era de Barranca Bejuco y ella que no, que de Caxitepec. Así que pa’ pronto le metieron un culatazo que la dobló sobre las piedras. Allí a ras del agua le arrancaron la falda. Uno de ellos le abrió las piernas, se bajó el pantalón y la violó por unos 10 minutos; luego vino otro con lo mismo y los otros 6 nomás viendo. De aquello le quedó el virus del papiloma humano y el riesgo de la muerte, además de la humillación que no se olvida.

Los casos de Inés y Valentina están en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, porque aquí ni quién oiga sus demandas. Pero todavía peor: como han luchado por que se haga justicia, se han desatado las amenazas y los hostigamientos.

Tan sólo en 2008, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos recibió mil 230 quejas contra el Ejército. En ese mismo año 381 averiguaciones previas de delitos cometidos por militares contra civiles fueron turnadas a la Procuraduría General de Justicia Militar. Que sólo aceptó iniciar 110 procesos. De los cuales únicamente 11 —menos de 10%— derivaron en consignaciones.

Por su parte, diversas organizaciones civiles han documentado plenamente 120 casos durante el actual gobierno. Se incluyen 17 asesinatos, decenas de violaciones, allanamientos y torturas. Uno de estos casos puede ser histórico porque ya fue atraído por la Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación. Y se refiere a los hechos de Santiago de los Caballeros, en Sinaloa, donde cuatro civiles fueron muertos por soldados. Aquí lo que la Corte ha de definir es si la actual extensión del fuero de guerra es compatible con nuestra Constitución y con los tratados internacionales que el gobierno mexicano ha firmado y ratificado. En pocas palabras, si es justo que en este país los militares que cometen delitos contra civiles sean juzgados por ellos mismos. Porque lo que ha ocurrido hasta ahora es que hay un permanente patrón de absoluta impunidad cuando las violaciones a derechos humanos de civiles son investigadas por las propias instituciones castrenses.

No se trata de abolir este fuero, sino de que se aplique para los asuntos internos del Ejército y no en agravio de civiles. Por cierto, no hay lucha antinarco alguna que justifique esta intolerable cadena de abusos de parte de un Ejército que sólo se desprestigia con la impunidad y cuyo comandante supremo es el propio Presidente.

GOBIERNO Y LEGISLADORES LEGITIMAN LA RIQUEZA Y LA MISERIA.

 

Pedro Echeverría V.

1. El cinismo total de gobierno y legisladores para legalizar los insultantes salarios y prestaciones que reciben, es evidente. ¿Por eso dicen que México es un país de cínicos? México con un salario mínimo oficial de 1 500 pesos al mes (100 dólares), lo legisladores aprobaron un salario máximo (el del presidente) de 500 mil pesos al mes (33 mil dólares), es decir, 330 veces superior. En vez de bajar el salario del presidente a 50 mil pesos (salario máximo) y subir el de los trabajadores a 5 mil pesos (salario mínimo) para que la diferencia sea de 10 veces, legitimaron un estratosférico salario que está muy por encima de lo que ganan los presidentes de países de las siete economías más grandes del mundo. Les preguntaríamos: ¿Por qué en vez de joder a México no joden a su muy querida progenitora?

2. Lo grave es que hasta los diputados autocalificados de izquierda, (por ser alumnos del PRI y del PAN) se han acostumbrados ya al despilfarro en restaurantes, viajes y compras en la cuenta del partido o del congreso; se ponen alegres, votan o avalan con su presencia tales atracos contra el pueblo, que es el que crea con su trabajo el presupuesto público. Imaginen nada más: ningún funcionario podrá cobrar más de 500 mil pesos al mes, (más que el presidente) así que los diputados, senadores, presidentes municipales que apenas cobran 200 o 300 mil pesos al mes todavía tienen un margen para subirse el salario. Los trabajadores mexicanos, sobre todo en el campo, ganan menos de un salario mínimo, la mayoría un salario mínimo y los “privilegiados” más de un salario mínimo; pero el promedio es un salario mínimo.

3. En México los funcionarios, cuando declaran los salarios que ganan, acostumbran hablar de su salario base y callan (tramposamente) las compensaciones que por lo general son mayores. También silencian los bonos, los salarios extras por comisiones y los regalos de vehículos, celulares, “igualas”, etcétera. Pero aunado a ello pueden contratar asesores, ayudantes, choferes y servicios personales para sus familias con guardaespaldas, a cuenta del presupuesto público. Además de servicios médicos especiales y en el extranjero, gozan de vales de gasolina e insultantes viáticos en sus viajes en la República y en otros países. Por eso López Obrador ha denunciado que los funcionarios de la Suprema Corte y del IFE ganan más de 600 mil pesos al mes. (100 más que el presidente)

4. Por lo anterior, aunado a toda la corrupción institucionalizada, México es de los tres o cuatro países con mayores desigualdades en el mundo. Mientras aquí en cifras oficiales se reconoce que de nuestros 107 millones de habitantes, el 70 por ciento de la población vive en la pobreza económica y 30 por ciento se encuentra en la miseria y la desesperación, un puñado de ricos (que no llega a cinco mil) acumula cada vez más y mayores riquezas, propiedades e inversiones en bancos, industrias, grandes comercios, en tierras, etcétera. En tanto se reconoce que México ha crecido en sólo 1.5 en los últimos nueve años, que el desempleo se ha incrementado exageradamente y que los salarios que se pagan son miserables, los ricos mexicanos sacan del país miles de millones de dólares para obtener mayores ganancias ante las devaluaciones.

5. Según confiesa la ONU, “pese al considerable crecimiento económico en algunas regiones, el mundo es más desigual que hace 10 años. No seremos capaces de avanzar en la agenda del desarrollo sin atender el desafío de la desigualdad entre los países. Las políticas destinadas a potenciar el crecimiento económico se demuestran insuficientes para detener el aumento en los índices de pobreza. La tendencia está conduciendo a la concentración de la riqueza en pocas manos. El desempleo continúa siendo elevado, sobre todo en la franja de los más jóvenes. Un 47 por ciento de los 186 millones de desocupados en el mundo son jóvenes; millones de personas que trabajan no logran quebrar con la pobreza al no poder superar la barrera del dólar diario”

6. Entre 10 países seleccionados de América Latina, México ocupa el quinto lugar en desigualdad y se ubica entre las doce sociedades más desiguales del mundo. El especialista Miguel Székely señala que México está entre los países más desiguales de América Latina debido no sólo a la desproporcionada concentración en el 10% de la población más rica, sino también por las desigualdades educativas, las diferencias en la participación de la mujer, el número de hijos por familia y las diferentes oportunidades que ofrecen las distintas regiones del país. El problema no tiene que ver solamente con la pobreza extrema sino, fundamentalmente, con la riqueza excesiva. La lucha contra la pobreza pasa por una redistribución del ingreso; la deducción es relativamente fácil: México requiere una reforma fiscal que responda a criterios de calidad y equidad.

7. Ese es el planteamiento científico, pero lo que se requiere en México (después de mil un estudios científicos que se han presentado) es un planteamiento político que permita acabar con esa profunda injusticia en que se ha mantenido el país (durante siglos) a más del 70 por ciento de los mexicanos en las más extremas condiciones de pobreza y desigualdad. No basta tener los estudios, los fundamentos, las propuestas y la razón, se requiere de la fuerza de los movimientos de masas para imponerse al poder de los grandes burgueses y sus aliados nuestras demandas y consolidarlas con acciones. Nos hemos pasado años, décadas, siglos, dominados por la plutocracia de políticos y empresarios, así como por los medios de información a su servicio, que nos han prolongado nuestra miseria con falsas promesas y esperanzas.

8. ¿Cómo es posible aceptar la legalización de un salario máximo de 500 mil pesos al mes para un puñado de altos funcionarios y un salario mínimo de 1500 pesos mensuales para los trabajadores, con una diferencia de 330 veces? ¿Cuándo despertará el pueblo o se dará cuenta que es miserable porque lo mantienen en la opresión, en el engaño y la enajenación? Pero también hay que aceptar que el pueblo no es cobarde por no luchar, sino que simplemente vive cargando una pesada bota, bien cubierta de ideología, que le impide ver su realidad. Mientras la clase política y empresarial le juegan el dedo en la boca con regalos y promesas en tiempos de elecciones, el pueblo “escoge” para “elegir” a los nuevos legisladores y funcionarios que le seguirán saqueando su patrimonio. Ni modo, hay que seguir luchando con tesón para que el pueblo despierte.



Publicado por solaripa69 @ 10:49
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios