Jueves, 10 de septiembre de 2009

Insta ONU a Calderón a respetar derechos en lucha antidrogas

LA REDACCIóN. PROCESO.

MÉXICO, DF, 9 de septiembre (apro).- El secretario general de la Organización de Naciones Unidas (ONU), Ban Ki-moon, instó hoy al presidente Felipe Calderón a proteger derechos humanos en la lucha contra el narcotráfico.

         Ban Ki-moon dijo que "he invitado al gobierno mexicano, en mis reuniones con la Secretaría de Relaciones Exteriores, a que debe tomar todas las medidas posibles para asegurar la protección de los derechos humanos".

         En conferencia de prensa, dijo que el Ejército Mexicano ha adoptado medidas efectivas para reducir la violencia generada por el crimen organizado; sin embargo, Ki-moon evitó pronunciarse sobre la participación de los militares en tareas contra el narcotráfico en el país.

         Mencionó que una de las necesidades que debe cumplir el gobierno mexicano es contar con una forma "muy transparente" para juzgar a quienes cometen delitos relacionados con el tráfico de drogas.

         En otro tema, el dirigente del organismo internacional señaló que una de las prioridades de ONU es vigilar las medidas aplicadas por los gobiernos de México y Estados Unidos para evitar el tráfico de armas ilegales en la frontera común y reducir la violencia generada por esta problemática.

         "Tenemos la esperanza de que México y Estados Unidos sinceramente puedan trabajar en conjunto para desplegar esta estrategia conjunta y detener toda esta violencia relacionada con armas pequeñas y ligeras, crimen organizado y tráfico de drogas", añadió.

         En la inauguración de la LXII Conferencia del Departamento de Información Pública de Naciones Unidas, Ban Ki-moon ratificó cinco puntos para apoyar la coalición internacional en favor del desarme nuclear.

          El desarme, abundó, debe mejorar la seguridad de las naciones, verificarse confiablemente, estar basado en obligaciones legales, ser visible para el público y anticiparse a los peligros potenciales de otras armas.

         El secretario de ONU advirtió sobre las amenazas globales, no sólo de las armas nucleares, sino además el conjunto de la crisis energética, alimentaria, económica y de salud por la reciente epidemia de la influenza humana.

         En su participación, la secretaria de Relaciones Exteriores de México, Patricia Espinosa, llamó al desarme y por la paz y el desarrollo, en nombre de la dignidad de los seres humanos y por los derechos inalienables de las futuras generaciones.

Anunció también una cumbre sobre desarme que se llevará a cabo el 24 de septiembre en Estados Unidos y a la que acudirá el presidente Felipe Calderón.

 

Elementos del EMP reprimen a campesinos en Campeche; 10 heridos

ROSA SANTANA

CAMPECHE, Cam., 9 de septiembre (apro).- Elementos del Estado Mayor Presidencial (EMP) sometieron a golpes y con disparos al aire a decenas de campesinos que protestaban contra la supresión de la Secretaría de la Reforma Agraria (SRA).

         El enfrentamiento dejó como saldo diez labriegos lesionados y daños en siete de los diez vehículos en que se transportaba el contingente de afiliados al Frente Campesino Independiente Emiliano Zapata, que lidera Luis Antonio Che Cu.          

         El incidente se originó al filo de las dos de la tarde sobre la avenida Héroe de Nacozari, a escasos metros del camino de acceso al aeropuerto "Alberto Acuña Ongay", al que minutos más tarde arribaría el presidente Felipe Calderón, cuya llegada se retrasó debido a la contingencia desatada en la capital del país.

         El zafarrancho se suscitó cuando elementos del EMP y de la Policía Federal evitaron por la fuerza que los inconformes se aproximaran a las calles por donde pasaría Calderón, durante la visita relámpago que realizó esta tarde para inaugurar un hospital de especialidades.

         En respuesta, los campesinos arrojaron piedras a los uniformados, quienes que por su parte lanzaron gases lacrimógenos y efectuaron disparos al aire, en un intento por dispersar a los manifestantes. 

         Al respecto, Che Cu comentó que la intención era llegar al aeropuerto para entregar al presidente un documento, en el que le hacían saber su inconformidad con la extinción de la SRA, así como demandarle regularización de tierras al sur del estado.

         "Intentamos llegar, íbamos en son de paz, pero no nos dejaron; los policías federales nos interceptaron antes de llegar al aeropuerto, y ahí comenzaron a agredirnos. Nosotros éramos como 400 personas", denunció el dirigente campesino.

Después de la refriega, los manifestantes se reagruparon en un salón de fiestas, donde se les prometió una reunión con funcionarios estatales, aunque ésta fue suspendida al suscitarse un nuevo conato de enfrentamiento con los uniformados.

 

 

Los pobres, pretexto de Calderón para sostener el régimen de privilegios: AMLO

Exige que se divulgue cuánto pagan de impuestos banqueros y grandes empresarios

Hablo de cuando mucho 15 personas que no erogan al fisco, y cuando lo hacen se les devuelve

Edith Argüelles y Martín Sánchez, Corresponsales. LA JORNADA.

 

Andrés Manuel López Obrador insistió ayer en que antes de la aprobación del presupuesto del próximo año se dé a conocer cuánto pagan de impuestos los 100 empresarios y banqueros más grandes de México.

A éstos –resaltó– no les afectará el nuevo gravamen de 2 por ciento que propone el gobierno federal, porque ellos son siempre los privilegiados, a ellos no se les toca con medidas de austeridad; en cambio, ese impuesto será absorbido por los pequeños y medianos empresarios.

El ex jefe de Gobierno capitalino resaltó que los pobres del país sirven de pretexto para mantener el mismo régimen de opresión, corrupción, injusticia y privilegios.

De visita en San Luis Potosí y Tamaulipas, López Obrador condenó la propuesta de Calderón Hinojosa de crear un gravamen de 2 por ciento al consumo e incrementar el impuesto sobre la renta, así como la aplicación de alzas en otros.

Resaltó que dichos aumentos sólo golpearán más la economía de millones de familias mexicanas, por lo que calificó de farsa la pretensión de subir impuestos como un supuesto beneficio para las familias más pobres y no recortar el gasto social, cuando serán precisamente éstas las más golpeadas al tener que pagar todo más caro, incluyendo los alimentos básicos, como el maíz y el frijol.

No se toca a la mafia

En entrevista radiofónica, el político tabasqueño insistió en que a la mafia del poder, la llamada sociedad política integrada por Elba Esther Gordillo, Carlos Salinas y Felipe Calderón, entre otros, no se le afecta con medidas como las anunciadas el martes por el secretario de Hacienda, Agustín Carstens, tras hacer entrega a la Cámara de Diputados del paquete económico 2010.

Precisó que cuando se refiere a grandes empresarios y banqueros de México habla cuando mucho de 15 personas, de las cuales ninguna –insistió– paga impuestos.

Por ello, López Obrador recalcó que demandará a Calderón que antes de aprobar el presupuesto para 2010 dé a conocer cuánto pagan de impuestos las 100 empresas y bancos más grandes del país, pues dijo tener información de que no tributan fiscalmente, y que cuando lo hacen se les devuelven esos pagos, según un acuerdo que data desde los tiempos del ex presidente Luis Echeverría.

De hecho –afirmó–, ni los diputados saben cuánto pagan las grandes empresas, y se preguntó por qué se le carga siempre el peso de la crisis a la mayoría de los mexicanos. Reiteró que uno de los sectores más afectados será el de la clase media, a la que están desapareciendo.

Quien la propone ignora la realidad del país, considera el rector

Subir cuotas, idea trasnochada de la OCDE, expresa Narro Robles

Mariana Norandi

 

El rector de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), José Narro Robles, afirmó que no es deseable el recorte presupuestal de más de 2 mil 500 millones de pesos que propuso el gobierno federal para la educación superior y que no va a examinar la propuesta de incremento de cuotas que hizo la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).Mientras yo sea rector, no la vamos a analizar, enfatizó.

Al inaugurar la novena Feria del Empleo UNAM 2009, en el estacionamiento de aspirantes de esa máxima casa de estudios, el rector señaló que si bien el paquete económico entregado este martes a la Cámara de Diputados aún no ha sido estudiado con cuidado, las primeras cifras no son las que desearía. Sin embargo, y a pesar del recorte propuesto, aclaró que no va a subir las cuotas.

No hay que oír algunas de las recomendaciones absolutamente trasnochadas de algunos que viven muy cómodamente fuera del país y que desde la OCDE nos quieren decir lo que tenemos que hacer. No les vamos a hacer caso.

Subrayó que la propuesta de la OCDE, de que los estudiantes y el gobierno deben compartir los costos de la educación universitaria, demuestra falta de conocimiento de la realidad del país y de la educación superior pública en México, donde más de 80 mil alumnos universitarios necesitan becas para poder estudiar y alimentarse.

Narro Robles sostuvo que no se va a analizar la propuesta del organismo internacional porque uno de cada cuatro estudiantes de la UNAM procede de familias que tienen ingresos de cuatro o menos salarios mínimos; por lo tanto, lo que necesita la educación superior en México no es subir las cuotas, sino apoyo, ya que es un área estratégica para el desarrollo del país.

Entonces, con la pena, pero vamos a seguir siendo incómodos. Vamos a seguir insistiendo en que esta universidad, y no nada más esta universidad, sino todas las instituciones públicas de educación superior de México, reclamamos conjuntamente apoyos.

Narro se dirigió a los diputados, encargados de aprobar el presupuesto, y les dijo que si de verdad creen que la educación superior es prioridad para México, tienen ahora la oportunidad de demostrarlo.

Pidió a las fracciones parlamentarias de los tres principales partidos políticos del país que sean congruentes con sus afirmaciones acerca de que invertir en educación superior representa una palanca para el desarrollo del país, como expresaron en reuniones sostenidas en días pasados con rectores que integran la ANUIES.

Agregó que el país requiere que se duplique la inversión en educación superior a corto o mediano plazo, por lo que pidió a los legisladores que aprueben incrementos y no decrementos en educación superior, ciencia y tecnología.

Esperemos si la respuesta es consistente con lo que se dice. Y si no lo es, pues ya cada quien calificará esa actitud con su adjetivo que más le parezca. Yo ya tengo el mío, anotó.

Aseveró que lo que necesita México para salir de la crisis es fortalecer el gasto público, el empleo y apostarle a las áreas que son estratégicas, como la educación y las ciencias.

Señaló que no se puede eludir la existencia de una situación económica crítica; de hecho reconoció que la feria del empleo que inauguró este año cuenta con 52 por ciento menos de plazas de instancias empleadoras. Pero recalcó que México saldrá delante de esta crisis, y lo hará a través de las instituciones que ha creado, entre ellas la Universidad Nacional

Los pobres a pagar

Bertha Elena Luján

“Los pobres a pagar, y los ricos a ganar” sería la conclusión que sacamos de la propuesta que hacen los grandes empresarios a través del CEESP (Centro de Estudios Económicos del Consejo Coordinador Empresarial), de “universalizar” el IVA, esto es, cargar un 15 por ciento de impuesto a medicinas, alimentos, y junto con esto, dejar intocados los privilegios fiscales que gozan los grandes empresarios dueños de la Coca-Cola, Bimbo, Maseca, bancos y casas de bolsa.

Esta es la gran fórmula que proponen para enfrentar la grave crisis que vive el país, que reduce los recursos públicos y que golpea duramente a los hogares encabezados por la gente que vive de su trabajo, esto es, la gran mayoría. Hoy sabemos, que solo tres personas de cada diez tienen un empleo estable, y que más de la mitad de ellos reciben cien pesos diarios de salario, con lo que no alcanzan a pagar ni los alimentos que deben consumir. Haciendo a un lado esta realidad de 90 millones de mexicanos, los empresarios pretenden que paguen más impuestos los que más sufren la crisis, los que hoy, más que nunca, necesitarían políticas públicas y programas que atendieran su bienestar y la desesperada situación de los que se han quedado sin empleo y sin medio de vida.

Con una propuesta distinta, el próximo 21 de septiembre, Andrés Manuel López Obrador, Presidente Legítimo de México, presentará a la Cámara de Diputados una propuesta de Presupuesto 2010 que plantea enfrentar la situación de otra manera, haciendo pagar más a los que más ganan en lugar de pasar la factura a los pobres de siempre, y reducir el oneroso gasto público que el gobierno calderonista mantiene, reduciendo privilegios de los altos funcionarios entre otros, la pensión de que gozan los expresidentes y los sueldos indecentes de los magistrados del poder judicial y los órganos electorales, entre otros.

Se trata de reducir en l00 mil millones de pesos estos gastos innecesarios y canalizarlos a la inversión para la producción de empleos y fortalecer los programas de apoyo social a los que hoy tanto lo necesitan, entre ellos, los desempleados y los adultos mayores y una mayor partida en educación y salud. Esto es enfrentar la crisis poniendo a la gente por delante llevando adelante la premisa de que “Por el bien de todos, primero los pobres”.

 

Primero los pobres

JOSé GIL OLMOS

MÉXICO, D.F., 9 de septiembre (apro).- Si en 1910 se hubiera aplicado una encuesta, es muy probable que el dictador Porfirio Díaz hubiera salido bien calificado, pues aquella se habría aplicado entre quienes sabían leer y escribir, los que vivían en las ciudades, y no en el resto de la población empobrecida.

Cien años después, sólo para comparar el momento y no los personajes, Felipe Calderón sale bien calificado en los sondeos, sin que nadie se explique por qué, sobre todo cuando ha crecido el número de pobres en todo el país y el gobierno calderonista ha resultado un fracaso absoluto.

         Desde aquellos años, la fórmula de aumentar impuestos a la población, aunque estuviese empobrecida, ha sido utilizada para intentar paliar las recurrentes crisis económicas que ha sufrido el país. La fórmula más impuestos=más dinero, es la lógica que desde los reinados se aplicaba para obtener más recursos.

         Felipe Calderón y su recaudador de impuestos, el secretario de Hacienda, Agustín Carstens, creen que esta fórmula es la solución principal a la situación de crisis económica del país, y la han acompañado de otras medidas, como el adelgazamiento del aparato de gobierno y otros ajustes al gasto público, a fin de cubrir el déficit de 300 mil millones de pesos que se dejarán de percibir en el 2010 por los ajustes del precio del petróleo, el crack financiero en Estados Unidos –que provocó una caída de la economía mundial– y la reducción de las remesas que los inmigrantes enviaban a sus familias desde aquel país.

         El paquete económico presentado ayer, que aún deberá ser aprobado por la Cámara de Diputados, es una columna de viejos gravámenes, pero aumentados, como el Impuesto sobre la Renta (ISR), el Impuesto Empresarial a Tasa Única (IETU), el Impuesto a los Depósitos en Efectivo (IDE) y el Impuesto al Valor Agregado (IVA), todos los cuales serán aplicados a la población en general, pero impactará más a los que menos tienen.

Además de las alzas constantes en electricidad, gas y gasolinas, ahora tendremos que pagar nuevos impuestos en el uso de telefonía celular, telefonía doméstica e Internet. Y, por si fuera poco, se aplicará el impuesto a los depósitos bancarios por 15 mil pesos y no por 25 mil, como se venía haciendo.

El mayor engaño propuesto es el aumento de 2% al Impuesto al Valor Agregado (IVA), que se aplicará a alimentos y medicinas, junto con todos los bienes y servicios al consumidor, bajo el titulo eufemístico de "contribución para el combate a la pobreza", lo cual resulta toda una contradicción, porque el sector que recibirá el mayor impacto es precisamente el más pobre.

Habría que preguntarle a Calderón y a Carstens si saben que en el país hay millones de familias en la miseria, que apenas tienen para medicinas y alimentos, y cobrarles un impuesto por estos bienes y servicios resulta una señal de desprecio a su condición de apremio.

La cascada de impuestos la completa el IEPS, que se aplicará al tabaco, con un aumento de 80 centavos a la caja de 20 cigarros, en primera instancia. Durante cuatro años, este impuesto se seguirá incrementando, hasta ubicarse en dos pesos por paquete.

También se ha propuesto un aumento de 28% en la cerveza durante los próximos tres años, tras lo cual su precio empezaría a bajar, hasta alcanzar el 24% en el 2014.

En tanto, en juegos y sorteos el IEPS pasaría de 20% a 30%, y en bebidas alcohólicas se contempla aplicar una cuota de tres pesos por litro a las que tienen más de 20 grados Gay Lusac.

Y, así, mientras la propuesta de ajuste económico recae en las espaldas de la sociedad civil, la sociedad política no sale afectada en lo más mínimo.

El Poder Legislativo le cuesta al país 9 mil millones de pesos al año, pues cada uno de los diputados cobra mensualmente 105 mil 370 pesos y, además, no pagan impuestos, porque esos los paga la Cámara baja. De su ingreso, los legisladores ahorran 12% para un fondo de retiro, y la misma Cámara les aporta una cantidad similar.

         A esto se suman otros dos pagos mensuales: uno por 28 mil 772 pesos, de ayuda ciudadana, y otro por 45 mil 786 pesos, ¡por asistencia legislativa! Es, pues, otro sueldo por asiduidad, aunque sea su obligación.

Pero ahí no acaba todo. Los diputados también reciben un seguro de gastos médicos mayores para ellos, sus padres, su cónyuge y sus hijos, y además se les paga dentista, optometrista y lentes. También cuentan con gastos funerarios para la misma parentela, lo que representa un mes de dieta.

         Esto sin tomar en cuenta los cupones de avión por cuatro boletos mensuales, tres si están en receso; ayuda terrestre de hasta diez mil pesos mensuales a los que viven en un radio menor a 300 kilómetros –incluidos los del Distrito Federal–, y una tarjeta IAVE para cada uno de los 500 legisladores, además de aguinaldo, vacaciones, ayuda para gasolina, pago de celular y asistentes, y en algunos casos coche y chofer.

         Caso similar es el de los senadores, que reciben un bono de retiro de $1.6 millones de pesos. Y los consejeros del IFE, que recibieron un aumento en sus sueldos, ganan 330 mil pesos al mes, en tanto que los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación se embolsan 347 mil pesos al mes.

Otros funcionarios del Poder Judicial, igualmente bien pagados, son los consejeros de la Judicatura Federal, que cobran 337 mil pesos mensuales; los magistrados del Tribunal Electoral, con un salario de 343 mil; los magistrados de circuito, quienes ganan 200 mil, y los jueces de distrito, que se embolsan cada mes 176 mil pesos.

La lista de privilegios se extiende a los caciques sindicales que también reciben del erario público tributos a su poder, tal es el caso de Elba Esther Gordillo, Carlos Romero Deschamps y Napoleón Gómez Urrutia. A éstos se suman los líderes de los partidos y los gobernadores, como Enrique Peña Nieto, que gastan a manos llenas el dinero público. El ajuste económico ni por asomo los altera.

Y, al final, a este grupo político le interesa poco el aumento de los impuestos porque, paradójicamente, con ello se aplicará uno de los lemas de campaña de Calderón: primero los pobres.

 


Publicado por solaripa69 @ 11:35
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios