Lunes, 02 de noviembre de 2009

El sector privado adeuda $453 mil millones por créditos fiscales

Son parte del boquete de 300 mil millones para 2010; 45% son controvertidos. Significan 1.5 veces las deudas que personas morales y físicas tienen en impuestos.

Víctor Cardoso. Periódico La Jornada
El sector privado del país adeuda al gobierno federal casi 453 mil millones de pesos por concepto de créditos fiscales, derivados particularmente de la actividad de grandes corporativos empresariales.

En momentos en que el gobierno federal busca encontrar fuentes de ingresos que cubran el boquete fiscal de 300 mil millones de pesos calculado para 2010, los créditos fiscales representan 1.5 veces los adeudos que personas morales y físicas tienen con el fisco. De acuerdo con reportes de la Secretaría de Hacienda, un número no determinado de créditos fiscales se encuentra clasificado como controvertido, pero su monto se eleva a 258 mil 700.9 millones de pesos, lo que representa 45 por ciento del total.

Casi una cuarta parte de esos créditos fiscales, que suman más de 110 mil 127 millones, están declarados como de baja probabilidad de cobro. De éstos, casi 60 mil 705 millones de pesos están clasificados, de plano, como insolventes.

Paralelamente los contribuyentes ganaron en tribunales litigios en contra del Servicio de Administración Tributaria (SAT) y el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) que les permitieron evitar el pago de 31 mil 223.6 millones de pesos.

En su último reporte sobre las finanzas públicas y la deuda pública, la Secretaría de Hacienda hizo notar que el número de contribuyentes con algún tipo de crédito fiscal creció 6.67 por ciento durante el tercer trimestre del año respecto del mismo periodo anterior de este mismo año. Esto significa que el número de casos con algún tipo de crédito fiscal aumentó 98 mil 626 trimestre a trimestre. No obstante, el monto de ese mecanismo disminuyó en el mismo lapso en 15 mil 953.9 millones de pesos.

Según la versión oficial, las actividades de auditoría a los contribuyentes continúan con el propósito, por una parte, de identificar conductas o prácticas evasoras u omisas de las obligaciones fiscales, y por otra, crear conciencia de riesgo ante el incumplimiento, mediante el fortalecimiento de la presencia fiscal.

Hacienda expuso que de enero a septiembre de este año se alcanzaron indicadores de recaudación satisfactorios. En los tres meses del reporte se realizaron, según la dependencia, 67 mil 640 actos de fiscalización y se obtuvieron ingresos procedentes de la aplicación de multas fiscales por 3 mil 282.5 millones de pesos.

Por ejemplo, menciona que se logró una rentabilidad de fiscalización de 37.7 pesos recuperados por cada peso invertido en actos de verificación fiscal, lo que representó un retroceso de 3.3 por ciento respecto del trimestre inmediato anterior, cuando la rentabilidad era de 39. Otro indicador señalado por la dependencia federal es la efectividad de la fiscalización, en la cual, de cada 10 casos, poco más de nueve resultaron con observaciones determinadas por los auditores.

Anonimato a empresas que no pagan impuestos.

Ni siquiera los legisladores podrán requerir los nombres a Hacienda

La asociación entre PRI y PAN incrementó sus beneficios fiscales.

Enrique Méndez y Roberto Garduño

Periódico La Jornada
La asociación entre el PRI y el PAN en la Cámara de Diputados no sólo incrementó en la ley de ingresos 2010 los beneficios fiscales a las grandes empresas, sino también aseguró que los nombres de las que no pagan impuestos se mantengan en secreto, al definirse que ni siquiera los legisladores podrán requerir las razones sociales a la Secretaría de Hacienda.

En contraste con el aumento a 16 por ciento en la tasa del IVA al consumo general, y de 28 a 30 por ciento en la del ISR, se exentó del pago de este gravamen a las desarrolladoras inmobiliarias, pero no a quienes compren una vivienda.

Si bien la Cámara de Diputados avaló no gravar con 3 por ciento de IEPS a Internet, la medida se aplicará sólo si ésta no forma parte de un paquete en el que los usuarios tengan además servicio de voz e imagen. Y si se incluye con el servicio de telefonía y televisión restringida, la exención del impuesto especial será de sólo 30 por ciento.

También, ante la presión de las tabacaleras, se redujo el IEPS a cigarros a dos pesos por cajetilla; inclusive, el diputado Porfirio Muñoz Ledo (PT) defendió la reducción del impuesto, con el argumento de que aplicarlo afectaría a los más pobres y no contribuiría a reducir el tabaquismo. Si siguiéramos esa lógica todos los vicios, todos los males del país los combatiríamos subiendo el precio de los productos, alegó.

Desde la medianoche del sábado, y hasta las 6:10 horas de este domingo, el debate más ácido se centró en el privilegio que se otorgará a las empresas que participen en la licitación por el uso de banda ancha en el espectro radioeléctrico para telefonía celular.

Al calor de la discusión, Javier Corral (PAN) exclamó: “Aquí vemos una combinación ilógica de actores e intereses políticos, que lo único que discuten es quién se constituye y se erige en factótum de la relación con la televisión”.

El también presidente de la Comisión de Gobernación objetó que no sólo el PRI, sino su partido, Acción Nacional, negociaron volver a incluir el transitorio del artículo 244-E de la Ley Federal de Derechos, para exentar a las empresas concesionarias de esa banda del pago por el uso del espectro. Corral Jurado sostuvo que los diputados se doblegaron ante el poder de la televisión, específicamente de Televisa, para favorecerla y que no pague 5 mil 800 millones de pesos por el aprovechamiento de un bien público.

Los poderes fácticos son especialistas en blandir la amenaza de que el que se mete a legislar, a regular o a tratar de oponerse a sus intereses no sale en la televisión. Y el que no sale ahí no existe en política. Y esa lógica de chantaje ha llevado a una dinámica de cesión extraordinaria en detrimento de la política, acusó. Ante las críticas, el diputado Jorge Alberto Cano Vélez (PRI) terminó por reconocer que él es el autor del transitorio, y de inmediato Jaime Cárdenas (PT) dijo: Cano Vélez es el prestanombres de Manlio Fabio Beltrones, que es el impulsor de esta iniciativa, y el autor intelectual es Televisa.

Cano Vélez, ex secretario de Finanzas en el gobierno de Sonora, le exigió respeto. Lo que usted dice aquí es ofensivo. Es tanto como si yo le dijera que cada que usa la tribuna todo se lo dicta (Andrés Manuel) López Obrador. Cárdenas aprovechó el lance y entre los gritos de “¡títere del peje!”, que le endilgaron desde el Bronx priísta, reviró que sus opiniones no se las dicta el ex candidato presidencial del PRD, pero si así fuera, para él sería un honor. ¡No soy ningún títere, no soy ningún títere! ¡Títeres, ustedes! ¡Títeres de los poderes fácticos!

Luego, Corral insistió en que la banda ancha constituye un negocio sin igual para los concesionarios. No por algo se ha dicho, en el mismo gobierno, que el que esté fuera de la banda de 1,700 megahercios estará fuera del mercado por los siguientes 20 años. Y por eso es algo tan apetecible, tanto en México como en el mundo, afirmó.

A pregunta de la diputada Enoé Uranga (PRD), aseguró que la figura de vacatio legis, incluida por el PRI para argumentar el no cobro del derecho, constituye “un abuso porque en realidad es un plazo de gracia a los más ricos de este país en materia de telecomunicaciones. Acá le han llamado eufemísticamente vacatio legis, porque no había manera alguna de enfrentar la realidad y decir que se trata de un plazo de gracia”.

Francisco Burelo (PRD) aseguró que la exención tendrá un impacto de 6 mil 800 millones de pesos anuales en los ingresos del gobierno federal. Esta medida sólo beneficiará a los grandes monopolios de la comunicación. Esto va con los atentos saludos de los partidos mencionados para Televisa. ¿Qué se transó a cambio de estos casi 7 mil millones?

La diputada Laura Itzel Castillo (PT) denunció que la mayoría de PRI y PAN en el Senado acordó no gravar con ISR las operaciones de las grandes empresas inmobiliarias, cuando los diputados habían suprimido ese privilegio fiscal.

Si cuando el inmueble enajenado no es la casa habitación del contribuyente, y se trata del negocio de las desarrolladoras y financieras de vivienda (no se grava). La reforma que ustedes votaron eliminaba este privilegio. El Senado volvió a concederlo con el pretexto de que es uno de los sectores más golpeados por la crisis económica. Si embargo, el negocio de las Sofoles creció de junio de 2008 a junio de 2009 en 3 mil millones de pesos, mientras que la cartera vencida aumentó en más de 50 por ciento. La mayoría ratificó la modificación del Senado con 392 votos a favor, 16 en contra y 23 abstenciones.

La defensa para que ni siquiera el Congreso de la Unión conozca a las empresas que no pagan impuestos estuvo a cargo de Sebastián Lerdo de Tejada (PRI), quien consideró un avance relevante la adición de un transitorio al artículo 69 del Código Fiscal de la Federación para mantener esa información en secreto.

Dicho artículo define que las autoridades fiscales deberán proporcionar a la Cámara de Diputados la información que les solicite por actividad económica, sin nombre o dato alguno que permita la identificación individual del contribuyente, hasta que se establezcan las instancias de la propia cámara que garanticen la confidencialidad de los datos.

“Debemos garantizar a los contribuyentes la secrecía (sic) de sus datos de identificación y de localización, para su propia seguridad”, sostuvo. Los panistas alegaron el mismo principio.

Jaime Cárdenas reprochó que panistas y priístas defiendan el mismo punto de vista, lo cual resulta sospechoso. El petista afirmó que detrás de ese transitorio está proteger a las grandes empresas, y preguntó: ¿Quién gobierna a México? ¿Acaso los ciudadanos? No, es gobernado por los poderes fácticos, por las 422 empresas que no pagan impuestos y que no desean informarle a la Cámara. Emilio Serrano (PRD) punzó: ¿Por qué ocultan más la verdad? ¿Por qué protegerlos más? ¿Son acaso socios y parte del negocio jugoso?

Su compañero de bancada Armando Ríos Piter definió que con el aumento de los impuestos a la sociedad y las facilidades a los empresarios, la Cámara se convirtió en un poder cada vez más débil.

Como corolario, el PRI defendió que no le aprobó a Felipe Calderón su propuesta de gravar todo el consumo con 2 por ciento y que, si avaló el aumento al IVA, fue para no poner en riesgo las tareas básicas del Estado.

Los acuerdos del PRI con Calderón

JESUSA CERVANTES

MÉXICO, D.F., 30 de octubre (apro).- Detrás de la negociación que gobernadores priistas --encabezados por Enrique Peña Nieto y respaldados "obligatoriamente" por los diputados federales-- hicieron con Felipe Calderón y el secretario de Hacienda, Agustín Carstens, para aumentar el IVA de 15 a 16%, y la posterior amenaza de los priistas de rechazarlo en el Senado, hubo acuerdos financieros y un error de cálculo de los diputados federales del Revolucionario Institucional. Poco antes de que Calderón enviara su paquete económico a la Cámara de Diputados, Pedro Aspe, dueño de la consultora Protego, acordó con los gobiernos federal y estatales un nuevo esquema para hacer frente a la caída del fondo de las participaciones federales de este año, que mes con mes se tienen que entregar a las 32 entidades.

Este fondo de participaciones se conforma, en un 25%, con todos los impuestos que se pagan en el país, como IVA e ISR, entre otros. Debido a que en agosto pasado los gobiernos estatales empezaron a sufrir de liquidez, lo que hacía imposible el pago de nóminas y la continuación de ciertas obras, la fórmula que encontró la Conago (Confederación Nacional de Gobernadores), junto con el gobierno federal y Pedro Aspe, fue "bursatilizar" lo que quedaba del fondo. En ese mismo mes, el gobierno debía 65 mil millones de pesos a los estados, pero sólo había 13 mil millones de pesos en el fondo.

         Por esto, el PRI votó por el aumento al IVA. Fue un asunto de números, de salvar sus finanzas públicas, mas nunca pensaron en la población que votó por ellos

Estado de los ESTADOS

Lilia Arellano

“Cuando un hombre estúpido hace algo que le avergüenza, siempre dice que cumple con su deber”

George Bernard Shaw.

• Nos volvieron a saquear
• Aprueban paquete calderonista
• Senado: el reino del cinismo
• Panistas y priistas, verdugos
• Da el SAT nombres de evasores
• Recula Calderón ante empresarios
• Rosario de chicanadas al SME


Con total cinismo, con la burla dibujada en el rostro, con el desprecio que caracteriza a los poderosos quienes se sienten dueños de vidas y haciendas, el coordinador de los senadores del PRI, Manlio Fabio Beltrones, sentenció que su fracción parlamentaria “cumpliría con su deber” y aprobaría la Ley de Ingresos y la miscelánea fiscal para 2010, que condena a los mexicanos a pagar los desaciertos de la administración federal, el boquete presupuestal de más de 400 mil millones de pesos, el irracional gasto burocrático panista y los privilegios de 422 grandes empresarios y potentados.

El respaldo de la bancada priísta se sumó así a la disciplina y el cierre de filas de la panista en torno a Felipe Calderón, y a pesar de la oposición de algunos senadores del PRI, los del PRD, del PT y de Convergencia, el pleno del Senado aprobó en lo general el dictamen relativo a las leyes del Impuesto Sobre la Renta (ISR); que aumentó 2 por ciento; el Impuesto al Valor Agregado (IVA), que aumentaría 1 por ciento; el Impuesto a los Depósitos en Efectivo (IDE), que se incrementó 1 por ciento y se bajó el monto de 25 a 15 mil pesos; del Código Federal de la Federación, y del Decreto por el que se establecen las obligaciones que podrán denominarse en unidades de inversión. Con 75 votos a favor, del PAN, PRI y PVEM; 41 en contra de legisladores del PRD, PRI, PT y Convergencia, y cero abstenciones, fue aprobado el decreto mencionado y de inmediato se procedió a discutir los artículos que fueron en particular reservados.

Con un semblante malicioso, burlón, desvergonzado, el ex gobernador de Sonora, Manlio Fabio Beltrones, subrayó en la tribuna de la Cámara alta que en esos momentos nadie estaba proponiendo un nuevo paquete fiscal, sino sólo un dictamen para salir de la coyuntura, y que ya después, luego, más tarde, en otro momento, al igual que lo argumentó su compañero de bancada, el fracasado Francisco Labastida Ochoa, podrían convocar a firmar un “gran acuerdo” para construir una propuesta adecuada para el país en Ingresos y Egresos. Por lo pronto, había que darle vida al frankenstein fiscal armado en Los Pinos, modificado en la Cámara de Diputados y transformado en el Senado, en donde dejo en claro que “se hizo lo que se pudo”, por lo que “no todo resulta malo en el paquete general”, pese a que condena a los causantes cautivos a que sigan pagando los platos rotos de la administración federal. Con cara de “me las sé todas” el sonorense sostuvo: “si alguien sabe del dolor de aumentar los impuestos somos los priístas; a nosotros nos ha tocado en varias ocasiones, duele pero ha sido necesario”.

Por lo que toca a la fracción panista, ésta fue disciplinada un día antes en los Pinos, por lo que su voto fue en bloque, sin análisis, sin debate, sin tomarse la molestia de pensar en las consecuencias, ni siquiera en los costos políticos. Gustavo Madero Muñiz, a nombre de la coordinación de los senadores panistas, advirtió que votarían a favor del dictamen., sin más. No se tomó la molestia siquiera de fundamentar su voto y sólo señaló que era necesario para hacer frente a la “anorexia tributaria” de México y a manera de justificación señaló que en la crisis de 1995 se le pidió a los trabajadores un sacrificio todavía mayor al que los estarán sometiendo para el próximo año.

TODO LO CONTRARIO: CANTÚ

No todos los tricolores participaron en el complot contra los causantes, tal es el caso del priista Eloy Cantú, quien destacó que con el paquete fiscal aprobado, el Ejecutivo y el Legislativo están llevando a cabo exactamente todas las medidas contrarias que México necesita y que son no subir impuestos, no crear más gravámenes, derogar impuestos disfuncionales, simplificar el cumplimiento de las obligaciones fiscales, crear incentivos fiscales, conformar fondos presupuestales de apoyo a sectores estratégicos y fortalecer la seguridad jurídica. El legislador dijo que se está haciendo todo lo contrario: se están incrementando los impuestos, se están creando más gravámenes, se ratifican impuestos disfuncionales, se complica el cumplimiento de las obligaciones fiscales, no se crean incentivos fiscales, y se deja la incertidumbre jurídica, por lo que la iniciativa es totalmente contraria al interés del país, cuando lo que se necesita es un modelo tributario competitivo a nivel nacional e internacional. El fin dijo, no debe ser sólo tapar hoyos en las finanzas públicas y el tener más ingresos, sino una propuesta que de esperanza a México.

EMPRESARIOS PRIVILEGIADOS

El análisis, la discusión y el debate en el palacio de Xicoténcatl, dejó totalmente de lado lo fundamental para la Nación, pues, como bien lo señaló el senador petista, Ricardo Monreal, fue aprobado un conjunto de leyes en materia de fiscal y de ingresos que constituyen un verdadero detonador de una crisis social, que se convierte en una flama en un estanque de combustible conformado por una país en el que prevalece la inseguridad, la violencia, el desempleo, el incremento de la pobreza, la polarización social y una conflictualidad política nunca antes vista.

El ex gobernador de Zacatecas reprobó que se hayan dejado intactos los privilegios fiscales de 422 grandes empresarios que se cuentan entre los más acaudalados del mundo, y que desde hace 36 años se han visto beneficiados por un privilegiado régimen de consolidación fiscal que les permite hacer pagos meramente simbólicos del Impuesto Sobre la Renta (ISR), a pesar de tener año con año estratosféricas ganancias, con lo que violan el Artículo 41 constitucional que señala la obligación de contribuir con el gasto gubernamental de manera proporcional. Monreal especificó la desproporcionalidad de las ganancias de algunos de estos poderosos grupos empresariales, que el año pasado sólo pagaron el 1.7 por ciento del ISR a pesar de sus cuantiosas utilidades:

América Móvil ganó 345 mil 654 millones de pesos; Wall Mart captó en utilidades 244 mil 917 millones de pesos; Banamex 117 mil millones de pesos; Bimbo, Modelo, Santander, Grupo México; Coppel, Nestlé, Vitro, entre otras 413 grandes empresas, sólo pagaron el 1.7 por ciento del ISR gracias al régimen de consolidación fiscal, a pesar de que en conjunto, de acuerdo con datos oficiales del Sistema de Administración Tributaria (SAT), lograron ganancias por casi 5 billones de pesos el año pasado, por lo que pagaron sólo 85 millones de pesos. Monreal destacó que si estos empresarios hubieran pagado el 100 por ciento de lo que moral y constitucionalmente les corresponde, el Estado hubiera captado 850 mil millones de pesos, que hubieron sido más que suficientes para cubrir el hoyo fiscal creado por la incompetencia e ineficiencia del gabinete calderonista, y además hubiera quedado dinero para destinarlo a infraestructura y la generación de empleos, con lo que no sería necesario aumentarle la carga tributaria a los trabajadores y a 722 mil empresas que si cumplen con el fisco.

El legislador zacatecano explicó que en el Estado de México, Distrito Federal y Nuevo León, principalmente, y en menor medida en Jalisco y Guanajuato, se concentran esos grupos empresariales, en los que están a la cabeza Carlos Slim que acapara el 94 por ciento de la telefonía fija en el país y 75 por ciento de todo el sector; Lorenzo Zambrano, el 90 por ciento de la producción y el mercado del cemento; Germán Larrea y su Grupo México concentran el 95 por ciento de la explotación y comercialización de cobre; Alberto Bailleres y Peñoles tienen el monopolio de la plata; la familia Servitje, con Bimbo, el del pan industrializado; el Grupo Modelo con Carlos Fernández González como cabeza visible, controla el 65 por ciento del mercado nacional; FEMSA, de Eugenio Garza Lagüera, se queda con el otro 35 por ciento del mercado cervecero y controla el 60 por ciento del mercado refresquero nacional; Televisa de Emilio Azcárraga Jean, concentra 75 por ciento de la televisión abierta en el país y una parte creciente de la televisión restringida; entre otros, cuyo poder económico se consolida con el político al tener a su servicio no sólo a diputados y senadores en el Congreso de la Unión, sino hasta magistrados de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, por lo que son literalmente “intocables”.

Monreal le reclamó a los legisladores del PRI y PAN, pero también de las otras fuerzas políticas, que a pesar de que se comprometieron ante sus electores una y mil veces que no avalarían incrementos a los impuestos ni la creación de nuevos gravámenes, ahora que están en posibilidad de cumplir sus compromisos, no lo hagan y voten a favor del paquete fiscal. Añadió que con ese adefesio “estamos acabando con una generación”, por lo que advirtió que el voto de su fracción parlamentaria sería en contra. También demandó la derogación del régimen de consolidación fiscal, con lo que se terminaría el problema de captación de recursos públicos para el Estado.

FCH DEBE ACTUAR: NAVARRETE

En su turno, el coordinador de los senadores perredistas, Carlos Navarrete, destacó que coincidía plenamente con el inquilino de Los Pinos, en el planteamiento de que el problema de las finanzas públicas era que quienes deberían de cumplir con el pago de sus impuestos simple y sencillamente no lo están haciendo, lo cual está documentado y plasmado en un reporte del Sistema de Administración Tributaria (SAT), por lo que Felipe Calderón Hinojosa, debería decir “¡basta y paguen sus impuestos!”. Añadió que por lo tanto ¿qué sentido tenía mantener este proyecto, este monstruo, este sistema tributario?, que fue impulsado por gobernadores quienes presionaron a los senadores de todos los partidos, y a quienes no les importan de dónde venga el dinero, siempre y cuando cuenten con recursos para seguir con sus gastos.

Concluyó al afirmar que no hay forma de que los senadores evadan su responsabilidad porque no se puede dar un cheque en blanco a la administración federal, y que Felipe Calderón Hinojosa, subrayó, tiene que actuar en consecuencia y tiene que ir sobre este poderoso grupo de más de 400 potentados para exigirles y forzarlos a que paguen sus impuestos. Finalizó diciendo que por lo anterior no pueden convalidar esa propuesta y que por lo tanto votan en contra del dictamen en lo general.

CORRIGE CALDERÓN

En su inédito pleito con la poderosa iniciativa privada, Felipe Calderón tuvo que matizar sus declaraciones: sin bien dejó en claro que quienes evaden impuestos o no los pagan cometen una injusticia con los que cumplen y también con una abrumadora mayoría de mexicanos que necesitan esa contribución, matizó que su señalamiento a quienes no pagan impuestos, no es porque se evite o sea contrario a la ley, sino porque si el marco regulatorio genera inequidades, “tiene que corregirse”. En Juriquilla, Querétaro, donde participó en el XVI Congreso del Comercio Exterior, justificó que la exigencia de los mexicanos al gobierno es por acabar con los privilegios, y la autoridad tiene el deber de exigir el cumplimiento del pago de contribución.

Los dirigentes de la cúpula del sector privado quedaron satisfechos y complacidos con el reconocimiento de Calderón en el sentido de que la mayoría de los empresarios si pagan impuestos. Valentín Diez Morodo, dirigente del Comce; Armando Paredes, presidente del Consejo Cooredinador Empresarial (CCE); Gerardo Gutiérrez Candían, presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), y Miguel Marón Manzur, dirigente de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra), celebraron que Calderón le bajó a la espuma de su malteada. “Nos gustó mucho el cambio de tono, fue constructivo y nos deja complacidos”, dijeron al reiterar su rechazo a que, en caso de que se aprueben cambios al régimen de consolidación fiscal, mediante el cual los corporativos “compensan” pérdidas de algunas de sus empresas con ganancias en otras, se aplique de manera retroactiva.

CAMBIOS AL ISR

Los senadores aprobaron cambios al Impuesto Sobre la Renta para elevar de 7 mil 500 a 10 mil 300 pesos de salario la exención de este gravamen, con el propósito de cubrir una franja que abarca al 70 por ciento de los trabajadores del país que ganan hasta 6 salarios mínimos mensuales; también se aprobó que los ahorros en los trabajadores en las Afores no sean gravables , lo cual hasta su exposición resulta burda y absurda, ya que el salario de donde surge el ahorro para el retiro ya está gravado. ¿O también pretendían otro impuesto sobre impuesto?

NUEVO RÉGIMEN DE CONSOLIDACIÓN FISCAL

También fue aprobado un nuevo régimen de consolidación fiscal, en el que se reflejó la presión de los empresarios sobre el Ejecutivo y los legisladores. Así, las empresas que tributan bajo el régimen de consolidación fiscal pagarán el Impuesto Sobre la Renta (ISR) diferido en cinco años, a partir de 2010, cuando los conglomerados empresariales cubrirán 25 por ciento de su deuda fiscal, en el mes de junio; en el primer semestre de 2011 se pagará 25 por ciento; en 2012 tendrían la obligación de liquidar 20 por ciento y en 2013 y 2014 tendrían que pagar 15 por ciento del pasivo cada año. Esta medida pasó a pesar de que fue severamente cuestionada por los legisladores perredistas y petistas.

Al cierre de estas líneas, seguía en el Senado de la República el debate en lo particular de la miscelánea fiscal, en torno a la cual se desarrollaba un intenso debate, que en momentos llegaba a la confrontación personal. Mientras tanto, en la Cámara de Diputados, la Comisión de Hacienda se instaló y se declaró en sesión permanente, en espera de que en la cámara revisora termine la discusión sobre el paquete fiscal y de ingresos de 2010. El debate en el pleno del palacio de San Lázaro se espera que también sea largo y se prolongue durante la madrugada, con el propósito de que el Congreso procese en la fecha límite en la ley la discusión sobre los ingresos para el próximo año.

DE LOS PASILLOS

A efecto de que se detenga el procedimiento de extinción de Luz y Fuerza del Centro (LFC), Guillermina Coutiño Mata, titular del Juzgado I del Centro Auxiliar de la 1 Región, resolvió que la Secretaría del Trabajo y Previsión Social deberá de abstenerse de cualquier resolución sobre la liquidación de la paraestatal. En el expediente judicial 2962/2009, se asienta que aunque continúe el procedimiento especial del aviso de terminación de la relación colectiva de trabajo, la Junta Especial número 5 de Conciliación y Arbitraje no deberá dictar laudo alguno hasta que el amparo se resuelva de manera definitiva.

Sin embargo, fiel a su costumbre, Javier Lozano, titular de la STPS, advirtió que la suspensión concedida al SME “no afecta el procedimiento de terminación de las relaciones laborales que se tramita ente la Junta de Conciliación y Arbitraje (JFCA)” por lo que sigue en marcha el proceso de liquidación de los ex trabajadores de la extinca Luz y Fuerza del Centro.

Parecería una broma de mal gusto o una burla cargada de ironía, pero no, al menos formalmente no es así. Felipe Calderón viajó ayer a Miami a recoger y recibir sin ningún rubor y mucho menos vergüenza, el premio de “Líder del Año”, otorgado por el Grupo Bravo por, ponga usted mucha atención: “su liderazgo” en México; por “la aplicación de acciones encaminadas a la innovación de México, así como por haber conseguido reformas importantes en los sectores energético y fiscal”; “por fortalecer el Estado de Derecho y las instituciones en México”; por “combatir el crimen organizado, enfrentar la crisis económica y por el trabajo para evitar la propagación del virus de influenza A H1N1”. Por los resultados alcanzados en esas materias o mejor dicho por la falta de resultados esta distinción parece más un antipremio. ¿Cuáno le gustaria el premiecito? o mejor ¿dicho cuánto nos costó?

Y como ejemplo de lo anterior, en el rubro de inseguridad pública, materia más que pendiente de la administración de Felipe Calderón, sobre todo por los enormes recursos financieros y humanos dispuestos para ese efecto, la Procuraduría General de Justicia de Sonora reveló que el líder de la Unión General Obrera, Campesina y Popular (UGOCEP), Margarito Montes Parra, y otras 14 personas más fueron ejecutadas por un comando en Cajeme, en un rancho de la comunidad de Hornos.

 


Publicado por solaripa69 @ 10:38
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios